Posibilita la integración de todas las modalidades de imagen cardiaca



10 oct 2013. 16.33H
SE LEE EN 3 minutos

Redacción. Madrid
HM Hospitales ha adquirido el ecocardiógrafo 3D de nueva generación EPIQ, de Philips, un sistema “que mejora la calidad y definición de la ecocardiografía, permite realizar un diagnóstico más precoz y preciso y posibilita la integración de todas las modalidades de imagen cardiaca”.

Equipo EPIQ de Philips.

Este sistema se ha instalado en el Centro Integral de Enfermedades Cardiovasculares (CIEC), ubicado en HM Universitario Montepríncipe, coincidiendo con la puesta en marcha de la Unidad de Valvulopatías, dirigida por Jorge Solís, y se pondrá a disposición de todos los pacientes del grupo sin coste añadido para ellos.

“Este equipo es un ejemplo más de nuestra apuesta por poner al alcance de todos nuestros pacientes el acceso a la última tecnología sanitaria sin que ello les repercuta coste alguno ni suponga un coste extra tampoco para las aseguradoras, ya que la indicación de uso de este ecocardiógrafo será únicamente el criterio médico”, ha asegurado el director general de HM Hospitales, Juan Abarca Cidón.

Reduce el tiempo de duración de las pruebas

La principal novedad del equipo, ha explicado HM Hospitales, es la incorporación de un sistema de Inteligencia Anatómica, que permite “reconocer y medir automáticamente los órganos y las estructuras que interesan a los cardiólogos y ofrece nuevos niveles de información clínica sobre ellos con mayor rapidez, reduciendo el tiempo de las pruebas entre un 30 y un 50 por ciento”. Una vez obtenidas las imágenes, el sistema permite cortarlas para ver las secciones que interesan y cuantificarlas, “obteniendo niveles de información clínica hasta ahora inalcanzables”.

Así, este sistema posibilita un diagnóstico “más preciso y seguro”, ya que reduce al mínimo la variabilidad y eleva al máximo la fiabilidad del dato, lo que mejora los resultados para el paciente. Además, EPIQ “no construye las imágenes línea a línea, como en los ecógrafos utilizados hasta ahora, sino que se crean imágenes con una resolución óptima bajando hasta el nivel del píxel”. De este modo, las imágenes que se obtienen tienen una resolución extraordinaria en tiempo real “con una mejora de hasta un 213 por ciento de incremento en la resolución temporal”, según datos de Philips.

Según ha explicado Solís, este sistema “permite realizar un diagnóstico más precoz y preciso, sobre todo en aquellos pacientes con patología cardiaca más compleja, en los que la ecocardiografía convencional no responden a las necesidades del paciente”.
 


Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.