Certificado CE al test cuantitativo de anticuerpos Covid de Abbott

Está diseñado para detectar niveles de anticuerpos IgG que se adhieren a la proteína de la espícula del virus SARS-CoV-2

John Hackett, divisional vice president of Applied Research and Technology for Abbott's diagnostics.
Certificado CE al test cuantitativo de anticuerpos Covid de Abbott
mié 16 diciembre 2020. 11.00H
Abbott ha anunciado que ha obtenido la marca CE para su nuevo test serológico cuantitativo del SARS-CoV-2 IgG (inmunoglobulina G). La prueba de anticuerpos IgG proporciona un resultado cuantitativo (ya que mide la cantidad de anticuerpos) y facilita información importante a las personas a medida que se recuperan de la Covid-19, ayudando a evaluar la respuesta inmunitaria de una persona frente a la vacunación.

Países de todo el mundo se están preparando para la autorización y distribución de vacunas para la Covid-19. A medida que estas vacunas estén disponibles, los profesionales de la salud y los investigadores deberán evaluar cómo están respondiendo las personas y la población en general.

"Los test continuarán ayudando tanto a identificar a las personas infectadas como a determinar si las personas han tenido una respuesta inmune natural o inducida por la vacuna", ha señalado John Hackett, Ph.D., divisional vice president of Applied Research and Technology for Abbott's diagnostics. "Los test cuantitativos de anticuerpos pueden ayudar a comprender mejor la respuesta inmunitaria de una persona", ha añadido.

La evolución de las pruebas serológicas durante la Covid-19


Durante los primeros meses de la pandemia, Abbott lanzó su primer test de anticuerpos IgG Covid-19, que detecta la proteína nucleocápside del coronavirus. La prueba cualitativa continúa ayudando a entender de la respuesta inmune de las personas al virus, incluida la duración potencial del proceso de recuperación. La nueva prueba cuantitativa de anticuerpos amplía este conocimiento al determinar tanto la presencia como el nivel (o título) de anticuerpos presentes en la sangre.

Los investigadores de Abbott diseñaron el ensayo cuantitativo para detectar la proteína de la espícula del virus, que juega un papel importante en el mecanismo de entrada del virus en las células. A medida que el cuerpo desarrolla una respuesta inmune, los anticuerpos se desarrollan y se unen a la porción de la espícula del virus para bloquear la proteína y finalmente prevenir la infección.

Algunas vacunas están diseñadas frente a la proteína de la espícula para desencadenar la misma respuesta inmune. Las investigaciones también han demostrado una correlación entre los niveles crecientes de IgG que se dirigen a la proteína de la espícula, como los que se detectan en el test cuantitativo de Abbott, y los niveles crecientes de anticuerpos neutralizantes o los anticuerpos específicos que bloquean las infecciones. Se están realizando estudios para comprender la relación entre los niveles de anticuerpos que tiene una persona y la posible inmunidad frente al virus.

A medida que continuamos aprendiendo más sobre el virus, los test de anticuerpos pueden ayudar a:
  • Determinar y monitorizar la respuesta inmune de una persona frente a la vacunación incluyendo la investigación para determinar cuánto tiempo puede durar la respuesta.
  • Evaluar si los niveles de anticuerpos de una persona son el resultado de la respuesta natural del cuerpo a la lucha contra el virus, frente a una respuesta inducida por la vacuna.
  • Evaluar el nivel de anticuerpos de una persona para ayudar a determinar la idoneidad y eficacia para donaciones de plasma del convaleciente.
El test cuantitativo de anticuerpos IgG es el último test de la amplia gama de pruebas que ha desarrollado Abbott para ayudar a la comunidad científica mundial en la lucha contra la Covid-19. La gama de test Covid-19 de Abbott incluye pruebas moleculares, antigénicas y serológicas. Estos test pueden ayudar a los profesionales sanitarios a detectar el virus en todas las etapas de su ciclo de vida, incluyendo los test que se realizan en el laboratorio y los test rápidos que se realizan en el lugar de asistencia requerido.

Acerca del test cuantitativo de anticuerpos SARS-CoV-2 IgG II


El test cuantitativo de anticuerpos IgG de Abbott está diseñado para detectar niveles de anticuerpos IgG que se adhieren a la proteína de la espícula del virus en su superficie en suero y plasma de personas que se sospecha tienen la Covid-19, o en suero y plasma de personas que han podido estar infectadas por el SARS-CoV-2.

Un estudio realizado para determinar el rendimiento clínico del test SARS-CoV-2 IgG II Quant de Abbott en la plataforma Alinity i determinó que el test tenía una especificidad del 99,60% (capacidad para excluir falsos positivos) y una sensibilidad del 99,35% (capacidad para excluir falsos negativos) en los pacientes evaluados 15 días o más después de que comenzaron con los síntomas.

El test cuantitativo de IgG estará disponible en las plataformas Abbott ARCHITECT y Abbott Alinity i.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.