26 may 2019 | Actualizado: 15:00

Air Liquide convierte el camino a quirófano de los niños en un juego

La iniciativa 'Los peques van al quirófano en coche' de la compañía ya está en marcha en cinco hospitales

Arantxa Ruiz (Air Liquide), Mª Jesús Pascual (Hospital Vithas Nisa Pardo), Marina Benito (Air Liquide), Maria Codesido y Carmen Ibáñez (Vithas Nisa Pardo) e Ignacio Narváez (Vithas).
Air Liquide convierte el camino a quirófano de los niños en un juego
mié 13 febrero 2019. 13.40H
Air Liquide Healthcare ha puesto a disposición de cinco hospitales del Grupo Vithas coches eléctricos de control remoto para que los niños que necesitan tratamiento quirúrgico lleguen al quirófano en ellos. La iniciativa Los peques van al quirófano en coche tiene el objetivo de disminuir el estrés que suponen este tipo de intervenciones, además de ayudar a los niños y sus padres a afrontar una situación de salud compleja.

"Que los peques lleguen al quirófano con una sonrisa es lo que conseguimos con esta iniciativa. Desde Air Liquide queremos eliminar los lloros y el estrés a la hora de despertar de los pequeños", ha subrayado Arantxa Ruiz, directora comercial de la compañía. Por su parte, Marina Benito, key account manager de Air Liquide Healthcare, ha asegurado que esta iniciativa "convierte el camino a la sala de operaciones en un juego y alivia la carga traumática que puede suponer".

Estancia menos traumática



"Los cochecitos eléctricos contribuyen a la humanización en la cirugía pediátrica"


Durante la presentación del proyecto, María Codesido, gerente del Hospital Vithas Nisa Pardo de Aravaca (Madrid), ha señalad que "gracias a esta iniciativa podemos disminuir el sentimiento de preocupación, llantos y traumas que puede provocar tener que ir al quirófano en edades tan tempranas". Además, ha añadido que los cochecitos eléctricos "contribuyen a la humanización en la cirugía pediátrica de nuestro hospital".

Por su parte, la jefa de pediatría del mismo centro, María Jesús Pascual, ha trasladado cómo el uso de estos coches reduce el estrés: "Muchos de los niños que llevamos al quirófano requieren una premedicación de ansiolíticos para reducir la ansiedad, por lo que esta acción podría, en algunos casos, evitarla". Para finalizar, ha apuntado que "con el cochecito, cuando el niño llega al quirófano su falta de nerviosismo mejora las condiciones a la inducción preanestésica".

David Baulenas, director médico corporativo del grupo Vithas, detalla que unas de las metas que persigue la compañía a través de Los peques van al quirófano en coche es "prestar una asistencia sanitaria de calidad que además incorpore el concepto de humanización en unos momentos de estrés para nuestros pequeños pacientes y de preocupación para sus padres".

Los hospitales del grupo que cuentan con esta iniciativa son: Vithas Nuestra Señora de América y Vithas Nisa Pardo de Aravaca (Madrid), Vithas Virgen del Mar (Almería), Vithas Parque San Antonio (Málaga) y Vithas Nisa Sevilla.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.