CESM y Satse proponen este plan con interinidades que no podrán superar los 3 años

Médicos y enfermeros trasladan al Gobierno un modelo único de temporales
Rafael Reig y Gabriel del Pozo.


24 feb 2022. 19.10H
SE LEE EN 3 minutos
La Federación de Sindicatos de Educación y Sanidad (FSES), de la que forman parte el Sindicato de Enfermería (Satse) y la Confederación Estatal Sindicatos Médicos (CESM), ya han registrado sus propuestas para llevar a cabo la adaptación del Estatuto Marco al Estatuto Básico del Empleado Público. La organización sindical, que es una de las piezas del Grupo de Trabajo de Temporalidad del Ámbito Estatal de Negociación, trasladó sus aportaciones al órgano ministerial a primera hora de este miércoles, según confirma Rafael Reig, secretario general de Acción Sindical del Sindicato de Enfermería, a Redacción Médica.

Después del segundo encuentro para informar de cómo se puede llevar a cabo la modificación del Estatuto Marco para adaptarlo a la Ley 20/2021, de 28 de diciembre, de medidas urgentes para la reducción de la temporalidad en el empleo público y que viene a desarrollar el Real Decreto-ley 14/2021, de 6 de julio, la alianza considera que las modificaciones planteadas por el Ministerio de Sanidad “no son suficientes”, por lo que han elaborado una batería de propuestas conjuntas que esperan que sean finalmente aceptadas.


Modificación de la modalidad de contratación temporal 


Entre las aportaciones más destacables, Reig comenta que consideran “fundamental” la modificación de la modalidad de contratación temporal en el ámbito del personal estatutario. “Hay una variabilidad tremenda del tipo de contrataciones, que han dado lugar a un abuso de la temporalidad. Por eso, proponemos que solo haya un tipo de personal temporal, con diferentes interinidades”, sostiene el secretario.

Por otro lado, se establece una limitación temporal de la interinidad que, “en ningún caso”, puede superar los tres años. “Así se consigue que una plaza en un servicio de salud no sea eternamente vacante. A partir de tres años, esa plaza tiene que ser ocupada por personal fijo”, explica.

Asimismo, como artículo nuevo del Estatuto Marco, se ha propuesto la obligatoriedad de dar a conocer la plantilla orgánica de los servicios de salud, de carácter público, para poder planificar las necesidades de personal y, sobre todo, poner freno a la temporalidad.

Otras de las ideas de la organización sindical son que la provisión de los puestos de trabajo, ya sea por concurso de traslado o concurso-oposición, sea al menos bienal y que las plazas de difícil cobertura sean identificadas e incentivadas. En este sentido, solicitan que los concursos de traslado estén “permanentemente abiertos”. “Agilizaría el proceso de provisión de puestos de trabajo con personal fijo que, a su vez, deja un hueco libre que puede ser ocupado por otra persona”, detalla Reig. Estas modificaciones han sido incluidas en los artículos 30 y 33 del Estatuto Marco.

En cuanto al descanso semanal, Satse y CESM han incluido una modificación con el fin de establecer que el promedio para cacularlo será un periodo de referencia no superior a 14 días, y no en dos meses como hasta ahora. Por otro lado, según la organización sindical, el límite de jornada ordinaria y complementaria semanal debe calcularse en cuatro meses, y no en seis.

Por último, Reig explica que, “tal y como se ha resuelto en los tribunales”, todo el personal temporal tiene que tener derecho al cobro de trienios. 
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.