Redacción Médica
20 de julio de 2018 | Actualizado: Jueves a las 19:00
Política Sanitaria > Sanidad hoy

La ONT regulará la publicidad sobre donación de células y tejidos humanos

Así se ha acordado en Consejo de Ministros para garantizar una información precisa, veraz y de acuerdo a la ciencia

Rafael Matesanz, director de la Organización Nacional de Trasplantes (ONT).
La ONT regulará la publicidad sobre donación de células y tejidos humanos
Redacción
Viernes, 05 de agosto de 2016, a las 14:20
El Consejo de Ministros ha aprobado este viernes un real decreto por el que se regula el procedimiento de autorización para la realización de actividades de promoción y publicidad de la donación de células y tejidos humanos.

En concreto, la norma afecta a la promoción de la donación de células y tejidos en general y, específicamente, a las campañas de publicidad de la donación de médula ósea, a las de los bancos de sangre de cordón (sobre todo privados y de carácter autólogo) y a los gametos, de tal forma que para poder llevar a cabo dicha publicidad, cuando se lleve a cabo en más de una comunidad autónoma, las entidades necesitan una autorización otorgada por la Organización Nacional de Trasplantes (ONT) y la Comisión de Trasplantes, cuyo procedimiento regula este Real Decreto.

El objetivo es que la ONT garantice que la información que se da en las campañas de promoción y publicidad se ajuste a la evidencia científica y a los criterios de gratuidad, voluntariedad y anonimato en los que se basa el sistema español de trasplantes, evitando, entre otros aspectos. que se puedan solicitar donaciones dirigidas para una persona en concreto.

No obstante, este real decreto no incluye ninguna novedad respecto a la regulación existente con anterioridad, sino que sustituye a la Orden Ministerial del 18 de diciembre de 2013 hasta ahora en vigor que, según sentencia de la Audiencia Nacional del 16 de mayo de 2015, tiene que elevarse de rango y pasar a Real Decreto. Se trata de una modificación técnico-jurídica que afecta a la forma en la que tiene que hacerse la regulación, no a su contenido.