26 de abril de 2018 | Actualizado: Jueves a las 19:20
Política Sanitaria > Sanidad hoy

Goldman Sachs se pregunta si curar a pacientes es un “negocio sostenible”

El estudio elaborado por el banco estadounidense pone de ejemplo el tratamiento contra la hepatitis C de Gilead Sciences

Goldman Sachs se pregunta si curar a pacientes es un “negocio sostenible”
Redacción
Lunes, 16 de abril de 2018, a las 16:30
El banco estadounidense, Goldman Sachs, ha puesto sobre la mesa un dilema dirigido a todas las empresas dedicadas al sector de la biotecnología. Y es que según la entidad bancaria curar a los pacientes puede frenar en seco el negocio y los beneficios de estas. De hecho, los analistas de la compañía han lazado una pregunta directa. “¿La curación de los pacientes es un modelo comercial sostenible?”.

Según recoge la CNBC, los expertos sanitarios se han dirigido de esta manera en un informe publicado el pasado 10 de abril titulado “La revolución del genoma” donde se abordan los problemas del mercado y en el que señalan que los últimos movimientos del sector sirven de ejemplo a Goldman Sachs para advertir de los riesgos de curar a los pacientes.

En su informe, el analista Salveen Richter ha utilizado como ejemplo la trayectoria reciente de Gilead Sciences, la farmacéutica que consiguió un tratamiento efectivo para la hepatitis C. Las ventas de la multinacional en EEUU alcanzaron un máximo de 12.500 millones de dólares en 2015, pero desde que el tratamiento ha comenzado a hacer efecto y los pacientes han dejado de necesitarlo, las ventas de la compañía han descendido estrepitósamente.

“El éxito de del tratamiento de Gilead con la hepatitis C ha agotado gradualmente el grupo de pacientes tratables”. En este sentido, el analista ha calculado que las ventas de la compañía en EEUU de este tratamiento estarán por debajo de los 4.000 millones de dólares.

“En el caso de enfermedades infecciosas como la hepatitis C, curar a los pacientes también disminuye el número de portadores capaces de transmitir el virus a nuevos pacientes, por lo que el grupo de clientes también disminuye. Donde un grupo de pacientes permanece estable (por ejemplo, en cáncer) el potencial para curarlos plantea menos riesgos para la sostenibilidad de una franquicia”, han subrayado desde Goldman Sachs.

De hecho, el analista Ritcher no obvia que “ofrecer ‘remedios únicos’ es uno de los aspectos más atractivos” para los profesionales. “Sin embargo”, tal y como ha matizado el empleado de Goldman Sachs, “los ingresos de las compañías no coinciden plenamente con esa visión”. “Si bien esta propuesta tiene un enorme valor para los pacientes y la sociedad, podría representar un desafío para el negocio de las compañías que se dedican a la investigación del genoma”, ha concluido.