España reduce una décima su gasto sanitario público y está la 17ª de Europa

El Gobierno destina la la mayor parte del gasto a productos médicos, aparatos y equipos.

Tabla del gasto sanitario mundial elaborada por Eurostat
España reduce una décima su gasto sanitario público y está la 17ª de Europa
vie 15 marzo 2019. 12.30H
La Oficina Europea Estadística (Eurostat) ha elaborado un ranking sobre el gasto público que destina cada país en materia de salud. El Gobierno de España, según refleja el estudio, invirtió el seis por ciento de su Producto Interior Bruto (PIB) en 2017, lo que la sitúa por detrás de 16 países. Aunque los datos españoles son todavía provisionales, reducen en una décima la inversión del pasado año, algo que lamentan los sindicatos del sector, que reclaman una inversión acorde con los países europeos más cercanos.

De ese seis por ciento, España destina un uno por ciento a productos médicos, aparatos y equipos; un 4,6 por ciento a servicios ambulatorios; un 0,1 por ciento a servicios de salud pública; y un 0,2 por ciento a investigación y desarrollo

Nuestro país ocupa una discreta posición a mitad de la tabla, compuesta por 30 países. La encabezan Noruega, que destina un 8,5 por ciento de su PIB; y Dinamarca, que invierte un 8,4 por ciento. Al otro lado de la balanza se encuentran Chipre, que tan solo reserva un 2,6 por ciento de su Producto Interior Bruto al gasto en sanidad y Suiza, que lo reduce hasta el 2,2 por ciento.


Países como Noruega y Dinamarca encabezan este ranking sobre gasto público en materia de salud


De los países más cercanos a España, Francia, por ejemplo, destina un ocho por ciento de su PIB mientras que Italia invierte un 6,8 por ciento y Portugal iguala a España con un seis por ciento. El gasto total de las administraciones públicas en salud en la UE ascendió a 1080 mil millones de euros o el 7,0 por ciento del PIB en 2017.

Otros estudios, como el Indicador de Eficacia de Sistemas de Salud (IESS) elaborado por la Fundación Mapfre, sitúa a España en el noveno puesto en el ranking global con una inversión en torno al 8,8 por ciento del PIB en 2017 y la penetración de los seguros privados de salud, que en ese año fue del 0,7 por ciento del PIB.

Los sindicatos piden más inversión


La pasada semana, coincidiendo con la manifestación que protagonizaron los médicos frente al Ministerio de Sanidad, Francisco Miralles, secretario general de la Conferecación Española de Sindicatos Médicos (CESM) pidió una mayor inversión en el sector sanitario. "Reivindicamos estar por encima del siete por ciento del PIB, que es lo que en el entorno europeo se dedica a la Sanidad para poder atender las condiciones que los ciudadanos plantean", denunción entonces. 

También los profesionales de Enfermería han exigido en las últimas semanas que los partidos consideren aumentar esta partida de cara a las próximas elecciones generales. "Los primeros compromisos serían, por un lado, aumentar el porcentaje del Producto Interior Bruto (PIB) destinado a la sanidad pública hasta, al menos, el 7,5 por ciento, y, de otro, modificar el actual sistema de financiación sanitaria de nuestro país hacia un modelo de financiación finalista", ha reivindicado el sindicato de Enfermería, Satse. 

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.