Fernando Hontangas pide una revisión "más profunda" del Estatuto Marco para reducir la temporalidad

"Nos movilizaremos por la prejubilación médica, no veo voluntad política"


26 dic 2021. 15.00H
SE LEE EN 12 minutos
Los sindicatos denuncian que siguen sin recibir respuesta del Gobierno a sus demandas para crear vías que permitan a los sanitarios, bajo ciertas condiciones, anticipar a los 60 años su edad de jubilación. Al respecto, Fernando Hontangas, presidente del área de Sanidad de la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), avanza a Redacción Médica su decisión de manifestarse ante el Ministerio de Sanidad este mismo enero para reivindicar sus reclamaciones, que pasan también por una mayor dotación de las plantillas en los hospitales, el refuerzo de la Atención Primaria y una revisión más intensa del Estatuto Marco para batallar la temporalidad. 

Entrevista completa a Fernando Hontangas


Los contagios entre sanitarios se han incremento en cerca de un 30 por ciento en las últimas jornadas. De nuevo, son estos profesionales los que pagan de primera mano las consecuencias de la crisis. ¿Qué ha fallado? ¿Por qué nos encontramos de nuevo en esta situación?

Porque están aumentando los ingresos en hospitales y los centros sanitarios son un foco por el que circula el coronavirus de una forma más acuciante, por muchas medidas de protección que se tomen. El contacto entre profesionales no se puede evitar, y estos centros, aunque tengan ventilación y sistemas de flujo laminar, son espacios con una concentración vírica alta. No es, ni mucho menos, consecuencia de una falta de cuidado de los sanitarios, porque igual que el resto de la población tienen miedo a contagiarse y es lo último que quieren.

Además, los sanitarios son profesionales especialmente vigilados y rastreados, al contrario que el resto de la población. Entonces, los servicios de prevención de riesgos laborales son más inmediatos, más agiles, y aunque lo están pasando mal, es cierto que se detectan un número mayor de casos que en resto de la población.

¿Cuáles son sus previsiones laborales en el sector sanitario?

"En enero nos manifestaremos frente al Ministerio de Sanidad"

La previsión es que, en cuanto baje la sexta ola, que por supuesto lo hará, 50.000 profesionales no van a ser renovados o van a ser despedidos. Hablamos de que España tiene un déficit estructural de profesionales muy acuciante, con 144.000 enfermeras por debajo de la media de la Unión Europea y solo 28.000 médicos en Atención Primaria, por lo que faltan 9.500. Nos parece una irresponsabilidad volcarnos en la contratación en situaciones puntuales, como ahora que viene la gripe o el coronavirus, y después despedir existiendo ese déficit. Se lo hemos dicho al propio Ministerio de Sanidad y a las comunidades autónomas, no puede ser que un país que presume de tener una de las mejores sanidades del mundo la tenga a costa de los esfuerzos de los profesionales. Los sanitarios empiezan a estar cansados de tantos aplausos a base de sus vidas, estamos en un índice de abono en Enfermería muy alto. Hay que revisar muchas cosas para que esto no suceda.

Las perspectivas no son buenas, y por eso estamos pidiendo a las administraciones un sobreesfuerzo para dotar a los centros de mayores plantillas para aumentar la calidad de atención a la población.


Hontangas, durante su entrevista en el plató de Redacción Médica.


¿Cómo se puede alcanzar ese objetivo? ¿Qué pide CSIF?

Hay infinidad de medidas que se pueden hacer. Primero hay que dotar a los centros de ratios de profesionales pertinentes con respecto a la población y, donde haya déficit, que lo va a haber, establecer acuerdos con las universidades para formar a más profesionales. Pero no solamente es necesario un aumento de las plazas en las universidades de Medicina, Enfermería, Técnicos, Fisioterapeutas… sino que también pedimos que se acrediten unidades docentes para formar a más tutores y que estos puedan formar a su vez a muchos otros profesionales. Si no hay incentivos económicos para que haya tutores, los que hay se van a jubilar.

Hay otros médicos que se van fuera o a otras comunidades. Cataluña se está llevando enfermeras de Andalucía, por ejemplo, porques les ofrecen contratos de dos años. Tenemos comunidades que le ofrecen una semana de contrato, o un mes: “Vienes el jueves y ya te diré dónde vas el lunes”. Esto no puede ser; así, mal vamos.

Se trata de una necesidad estructural, y hace falta mucho más que esos 94.000 contratos para el covid, que se han dedicado también a cubrir vacaciones y bajas.


"El modelo Muface tiene que mejorar en transparencia. Esperamos la modificación antes de final de año, pese a los retrasos"


CSIF es uno de los sindicatos que ha reclamado formalmente al Gobierno que, debido a las condiciones de penosidad que padecen los sanitarios, se les permita adelantar la edad de jubilación hasta los 60 años. ¿Qué avances se han producido al respecto?

No hay avances. Recientemente volví a reiterar al secretario de Estado de Seguridad Social (Israel Arroyo) que queremos reunirnos con él para convencerle de que la jubilación anticipada en el mundo sanitario es necesaria. Lo dicen organismos internacionales como la Organización Internacional del Trabajo (OMT) y el propio Ministerio. El Partido Socialista llegó a aprobar en el año 2017 una Proposición no de Ley (PNL) para iniciar estudios sobre la reducción de la edad de jubilación por medio de coeficientes reductores, y esa es una vía que tenemos ahí y que depende de la voluntad política del partido de turno, porque para ello hay que hacer un estudio de la penosidad.

¿Hay otras vías para ello?

Evidentemente. Nosotros, se lo anuncio, queremos una revisión más profunda del Estatuto Marco aprovechando la transposición que hay que hacer de la Ley de Temporalidad. Estamos abogando por una modificación más profunda del Estatuto Marco, y una de las cuestiones que se deben abordar es la de la jubilación anticipada con contrato de relevo. Es decir, que puede haber varias vías, aunque la primera, la del coeficiente de reductores, no necesita una modificación legal sino voluntad política, y por eso estamos instando al secretario de Estado de la Seguridad Social de que inicie los trámites. La contestación ha sido ninguna.

¿Qué alcance tendría esa reforma del Estatuto Marco?

Antes del 6 de junio de 2022 tiene que haber una transposición de la que salga el Estatuto Marco, que lleva casi dos décadas vigente y se ha quedado obsoleto en algunos aspectos. A nosotros nos gustaría una modificación para la jubilación con contrato de relevo, y ojalá lleguemos a un acuerdo. También nos importa mucho el tema de la Movilidad, es decir, no podemos seguir dejando a las administraciones el que haya traslados o no de las categorías que quieran. Esa ha sido una de las causas de la alta tasa de temporalidad: hay categorías que no se han traslado durante muchísimos años y han seguido renovando esos contratos un año tras otro. Por eso, estamos abogando por un concurso abierto y permanente en todo el terreno nacional.

Por otro lado, queremos que las OPE sean anuales o bianuales en el peor de los caos. El personal estatutario ha perdido la noción de cuerpo nacional porque la gestión ha pasado a las comunidades autónomas, y es cierto que el personal docente, aún teniendo condiciones retributivas diferentes en cada comunidad, tienen el mismo sistema de acceso. De alguna forma, lo que queremos es exportar al personal estatutario de ese sistema que tienen los docentes y que es magnífico, justo, claro y limpio.

Destacaba la necesidad de que exista voluntad por parte del Gobierno para llevar a cabo estas reformas. ¿La percibe?

No. En realidad, no puedo decir ni que sí que no, porque no he tenido ninguna contestación. Ojalá me dijeran “pues mira, no puede ser”, y entonces podría contestar. Pero es que no me han dicho ni que sí ni que no.

En caso de sigan sin respuesta, ¿cuál sería su estrategia?

Vamos a movilizarnos, porque creo que es de justicia. El personal de sanidad lo ha pasado muy mal, y yo creo que se lo merece como otros colectivos que ya tienen la posibilidad de jubilarse anticipadamente, como los bomberos. El personal que trabaja en un hospital padece unas condiciones laborales que incluyen trabajar de noche y por turnos y que provoca un aumento de las enfermedades y de la morbilidad dentro de ciertas categorías profesionales. ¿Quién mejor que los sanitarios para tener esa prebenda?

¿Qué plazos se marca? ¿Cuál es la fecha límite?

A mí eso me gustaría preguntárselo al Gobierno, y si nos reciben lo vamos a hacer. De entrada, en enero vamos a manifestarnos delante del Ministerio de Sanidad. No sé la fecha exacta, no está cerrada, pero vamos a denunciar esta situación y otras como la de la Atención Primaria y los despidos covid, que es lo más urgente. Pero insisto, me gustaría pedírselo al Gobierno si nos recibiera.

Es verdad que es el Ministerio de Seguridad Social quien tiene que iniciar los estudios para incluir este personal dentro de la posibilidad de jubilación anticipada por reductores, pero nuestro Ministerio, el que nos gobierna, el que nos regula, el que nos debería de atender, es el de Sanidad, y nos vamos a manifestar delante del Ministerio de Sanidad.


"Tenemos una pérdida de poder adquisitivo muy alta. Los funcionarios hemos sido los paganos de la crisis"


¿Qué opina de la propuesta del Gobierno para reducir la temporalidad?

De momento tenemos que esperar a ver el trámite que se está produciendo en el Senado. Nosotros lo que pedimos al Gobierno y a los partidos que aprueben la Ley de Temporalidad es equidad, y equidad quiere decir que todas las administraciones públicas actúen por igual y que se le dé seguridad jurídica a lo que hagan. Que no sean procesos impugnables y que de alguna forma solucione y de verdad baje por debajo del 8 por ciento la temporalidad en todas las administraciones, sobre todo en el ámbito de la sanidad. Pero nos preocupa cómo van a redactar el articulado para las OPE (Ofertas Públicas de Empleo) ya convocadas. Solamente puedo decir que en estos momentos estamos en situación de espera, y tenemos que ver exactamente cómo queda aprobado el texto.

Queda menos de un mes para que se inicie la renovación del modelo de Muface. ¿Cómo cree que debería mejorar el concierto de asistencia sanitaria?

Con más transparencia en sus órganos y continuidad en el modelo. Esperamos que esa modificación sea antes de final de año, porque parece ser que los retrasos se han producido por los cambios ministeriales que ha habido. No sabemos si dará tiempo, nos quedan pocos días para acabar el año, pero esperamos tener noticias antes del 31 de diciembre.


"Esperamos tener noticias de la renovación de Muface antes del 31 de diciembre"


¿Está perdiendo atractivo para las aseguradoras?

Sinceramente, no lo creo. Vamos a ver cómo actúan las aseguradoras, que, no nos olvidemos, son empresas que tienen que ganar dinero, y evidentemente cuanto menos les des, menos atractivo. Por eso estamos pidiendo una renovación del modelo, pero no porque a nosotros nos guste, sino porque hay más de un millón de funcionarios, un millón y medio de mutualistas, que han adquirido ese derecho. Y no me imagino, con las listas de espera que hay y con la situación que está pasando el Sistema Nacional de Salud, que se tenga que atender a otro millón y medio de funcionarios. No tendría esa capacidad.

Si tenemos listas de espera en Atención Primaria de 20 días, ¿qué pasaría en ciertas zonas, como Madrid, donde hay tantos funcionarios? Pensamos que no es viable, y para eso hay que financiar bien a Muface y sus órganos de gobierno.

¿Por qué es necesario renovar los órganos internos?

Por esa transparencia, precisamente. Los mutualistas tiene que tener más participación.

Hablemos de salarios. ¿Es suficiente la subida del 2 por ciento que propone el Gobierno?

Nosotros estamos reclamando un 3,5 por ciento más la cláusula de revisión salarial, porque la luz y los carburantes nos están llevando a unas tasas de IPC muy altas, aunque la pinta que tiene es que al final va a ser del 2 por ciento. Hay mucho que hacer en el ámbito del empleo público para recuperar la estructura salarial del 2010 que nos quitaron.

¿Es inevitable la pérdida de poder adquisitivo de los sanitarios?

Es cierto que tenemos una pérdida de poder adquisitivo muy alta, mucho más de lo que la población se cree, y los funcionarios lo hemos pagado. Hemos sido los paganos de la crisis. Y siempre y cuando el Gobierno no haga caso a las cláusulas de revisión salarial y no vincule los sueldos al IPC, vamos a perder poder adquisitivo. Llevamos haciéndolo desde 2010.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.