13 dic 2018 | Actualizado: 12:40

Proponen equiparar la baja laboral del donante vivo a la de maternidad

El Partido Popular en el Congreso registra una proposición no de ley para proteger al donante vivo en el ámbito laboral

Teresa Angulo, portavoz sanitaria del PP en el Congreso de los Diputados.
Proponen equiparar la baja laboral del donante vivo a la de maternidad
vie 02 noviembre 2018. 09.10H
I. P. Nova
El Grupo Parlamentario Popular en el Congreso de los Diputados ha presentado una Proposición no de Ley relativa a la protección sociolaboral de las personas que deciden donar un órgano en vida. Según la petición de los populares, que firma Dolors Montserrat, se persigue que el Gobierno a realice las modificaciones legales pertinentes para incrementar el amparo laboral del donante vivo de un órgano y equipararla a la que actualmente tienen las mujeres gestantes durante el embarazo y el postparto.

La Comisión de Sanidad, Consumo y Bienestar Social debatirá esta PNL que pretende, además proteger el modelo español de donación y de trasplante de órganos que convierte a España en líder internacional en este ámbito desde hace veintiséis años.

En su argumentación de motivos, el PP explica que se han desarrollado numerosas iniciativas y programas con los que estimular la donación que han consolidado a España como «el país de los trasplantes», una circunstancia cuyo impulso y continuidad fueron prioritarios para el anterior Gobierno de Mariano Rajoy mediante medidas como las contempladas en el Plan Estratégico Nacional en Donación y Trasplante de órganos 2018-2022 y en el Plan 50x22, que fue presentado el pasado mes de abril con el objetivo de alcanzar los 50 donantes por millón de población y superar la cifra de 5.500 trasplantes en los próximos cinco años.

Una de las líneas de trabajo contempladas en el citado Plan 50 x 22 es potenciar la donación de vivo, una práctica que se ve reflejada –en su mayoría- en la donación de riñón. Con el ánimo de incrementar las donaciones de órganos provenientes de un donante vivo desde una mayor protección tanto social como laboral del propio donante, el PP propone esta medida que evitaría situaciones como los despidos laborales por las bajas del donante durante el proceso.

De esta forma, y siguiendo la línea de otras PNLs ya debatidas en la Comisión de Sanidad del Congreso y el Senado -por los diferentes grupos políticos-, el PP incide en la necesidad de que el donante no sea ‘penado’ por su acto voluntario ni en aspectos económicos ni laborales.


Ya aprobado en el Congreso de los Diputados


Aunque el tiempo de baja estimado es una cosa que nunca antes se ha llegado a estipular, este mismo mes de octubre se ha aprobado en el Congreso de los Diputados una enmienda transaccional, firmada por los grupos parlamentarios de PSOE, PP y Ciudadanos, en la que se insta al Gobierno a promover las modificaciones legales necesarias para que la donación de un órgano por parte de un donante vivo constituya causa de incapacidad temporal.

Esta incapacidad, según el texto acordado, que ha contado con 343 votos a favor y sólo uno en contra, debe ser tenida en cuenta con los efectos y las prestaciones de la seguridad social correspondientes, incluyendo todo el proceso médico necesario que conlleve el tiempo del propio proceso de donación hasta que se produzca el trasplante y la posterior convalecencia hasta recuperar su plena capacidad laboral.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.