La Comisión de Sanidad da un mes al Gobierno para acometer los cambios normativos y crear un registro con los enfermos

El Congreso sitúa al paciente electrodependiente como consumidor vulnerable
El portavoz de ERC en la Comisión de Sanidad, Xavier Eritja.


23 jun 2022. 17.00H
SE LEE EN 4 minutos
El camino para que los pacientes electrodependientes pasen a ser considerados como consumidores vulnerables severos a la crisis energética está cada vez más cerca. La Comisión de Sanidad del Congreso de los Diputados ha acordado este jueves por unanimidad solicitar al Gobierno este cambio normativo para que puedan beneficiarse de prestaciones como el bono social, debido al fuerte impacto que tiene en sus tratamientos los vaivenes del mercado.

Este posicionamiento es el resultado de una Proposición No de Ley (PNL) planteada por el grupo de Esquerra Republicana (ERC) que ha sido secundada por los 34 diputados con representación en la Comisión. El texto concede al Ejecutivo un plazo de un mes para llevar a cabo las “reformas necesarias” en la Ley del Sector Eléctrico del 2013 para facilitar este cambio de paradigma.

El portavoz republicano en la Comisión de Sanidad, Xavier Eritja, ha explicado que en este grupo de pacientes encajan enfermos que están recibiendo en sus hogares alguna terapia renal sustitutiva, diálisis o diferentes tratamientos relacionados con ataques cerebrovasculares, accidentes viales, EPOC, diabetes, hipertensión o enfermedades neuromusculares. “Son tratamientos de soporte vital y suponen una clara ventaja de su calidad de vida. En algunas ocasiones, son decisiones de vida o muerte”, ha apostillado.

El parlamentario ha cifrado el incremento de los gastos de este tipo de enfermos en cerca de 600 euros anuales debido a la inflación de precios de la luz que arrastra España desde mediados de 2021. Mientras que ha puesto como ejemplo la Ley de Electrodependientes que ya aprobó el Gobierno de Argentina en 2017 para compensarles. “Ha habido experiencias legislativas en ese sentido”, ha subrayado.

En el debate parlamentario, el grupo republicano ha decidido aceptar una enmienda transaccional presentada por Vox con el objetivo de perfeccionar el texto. La finalidad era la creación de un registro general de todos estos pacientes en el Sistema Nacional de Salud (SNS) para tener en cuenta otras variables adicionales como el consumo individual de cada uno de sus tratamientos. “Creemos que es una enmienda en positivo y que construye”, ha subrayado su portavoz, Juan Luis Steegmann.

La iniciativa ha contado con el apoyo también de los partidos que integran el Gobierno que será el encargado en último término de llevarlo a cabo. El diputado socialista Agustín Zamarrón ha dado el visto bueno aunque ha puesto en valor el actual modelo de beneficiarios del bono social eléctrico ya que incorpora otros factores como el índice de la renta o el grado de discapacidad y dependencia. “Estimamos que es un modo más exacto en la valoración que la presente PNL”, ha apuntado.

En la misma línea, se ha manifestado la portavoz de Unidas Podemos en la Comisión de Sanidad, Rosa Medel, que ha echado de menos en la proposición de ERC alguna medica para reflejar también el impacto del copago farmacéutico en este perfil de pacientes. “Está claro que la PNL plantea un problema real que hay que abordar, pero no a todo el mundo por igual”, ha agregado.

También ha contado la propuesta con el visto bueno del grupo 'popular' que ha aprovechado su intervención para criticar las decisiones en materia energética del Gobierno de coalición en un momento marcado por la guerra de Ucrania. “Los españoles están viviendo un año terrible como consecuencia de unas políticas que están perjudicando a las familias”, ha apostillado Teresa Angulo.


El Congreso descarta cambios en medicamentos renales


La Comisión de Sanidad no se ha mostrado tan coordinada a la hora de votar otras proposiciones como la iniciativa del grupo 'popular' para incorporar a la Cartera Básica Común del Sistema Nacional de Salud (SNS) tratamientos combinados de terapias dirigidas e inmunoterapias para el cáncer renal, así como el establecimiento de los recursos necesarios para garantizar su financiación o nuevos programas de investigación.

El texto, defendido por Elvira Velasco, ha sido rechazado por 15 votos a favor, 17 en contra y 2 abstenciones, después de las críticas que han manifestado los dos partidos de la oposición. Ambos se han aferrado a las cifras sobre financiación de medicamentos oncológicos en España y han acusado al PP de querer generar “desconfianza” entre la población.

Tampoco ha salido adelante la PNL presentada por Vox con el objetivo de facilitar nuevos protocolos en el "tratamiento de los restos de un feto abortado" en los centros de salud o reformar el Registro Civil para que se puedan inscribir con plenos efectos jurídicos. Su propuesta se ha saldado con 14 votos a favor y 20 en contra en la cámara.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.