El neurólogo Pablo Irimia explica la importancia de tratar esta patología para descartar complicaciones neurológicas

El diagnóstico urgente en cefalea en trueno, llave para detectar aneurismas
Pablo Irimia, coordinador del grupo de estudio de cefaleas de la Sociedad Española de Neurología (SEN).


15 sep 2021. 13.15H
SE LEE EN 5 minutos
POR CRISTIAN GALLEGOS
Dentro de las patologías neurológicas una de las más comunes son los dolores de cabeza que pueden desencadenar en una cefalea. Entre esta afectación se pueden encontrar diversos tipos como la cefalea en trueno: “un tipo de dolor de cabeza intenso y repentino, que alcanza su máximo pico de intensidad en menos de un minuto”.

Según explica a Redacción Médica, Pablo Irimia, coordinador del grupo de estudio de cefaleas de la Sociedad Española de Neurología (SEN), este tipo de cefalea se tiene que diagnosticar con urgencia para descartar una cefalea de trueno secundaria con posibles hemorragias cerebrales provocadas por la ruptura de un aneurisma que podría llevar incluso a la muerte del paciente.

¿Qué es la cefalea en trueno?

La cefalea en trueno es un tipo de dolor de cabeza cuya característica principal es que aparece de forma repentina y el pico máximo de la intensidad del dolor se alcanza muy rápido. Cuando esto ocurre, el médico tiene que considerar, en primer lugar, que la persona puede tener una hemorragia cerebral, sobre todo una hemorragia subaracnoidea.

Sin embargo, hay pacientes que tienen este tipo de afectación y que no tienen ninguna hemorragia ni lesión y que simplemente presentan una cefalea en trueno, denominada primaria.


"El principal síntoma es el dolor intenso de aparición repentina, es el criterio que obliga a considerar la existencia de una cefalea en trueno"



¿Por qué es provocada o en qué situaciones se genera?

La causa más frecuente o la primera que hay que sospechar es la hemorragia subaracnoidea. En el fondo no se sabe muy bien por qué se produce la cefalea de trueno cuando no está asociada a una lesión de las arterias, pero se piensa que puede haber un mecanismo vascular que hace que aparezca este tipo de dolor de cabeza.

¿Cuáles son los principales síntomas de la patología?

El principal síntoma es el dolor intenso de aparición repentina, es el criterio que obliga a considerar la existencia de una cefalea en trueno. Es decir, inicio súbito que alcanza la intensidad máxima en muy pocos segundos.

¿Qué efectos trae consigo y por qué hay que actuar con urgencia ante este malestar neurológico?

Cuando un paciente llega a la consulta con un dolor repentino la primera cosa que se tiene que pensar es que puede tener una hemorragia subaracnoidea. Esta hemorragia es un tipo de ictus que se produce por la ruptura de un aneurisma cerebral. En estos casos, hay que tratarle con urgencia porque el aneurisma se puede volver a romper y si esto ocurre no solo producirá un dolor de cabeza, puede que se produzca una hemorragia cerebral masiva, incluso la muerte del paciente.

Por eso es importante cuando uno detecta este tipo de dolor descartar una hemorragia subaracnoidea, buscar un aneurisma, y hacer un estudio vascular completo. Esa es la importancia de atender este tipo de dolor.

¿Cómo se diagnostica esta patología?

Una vez que se diagnostica a una persona con esta dolencia hay que hacerle un TAC cerebral y un angio TAC. El objetivo es excluir que no tenga aneurisma y excluir que no haya tenido una hemorragia cerebral. A veces se hace también un estudio de líquido cefalorraquídeo, una punción lumbar, para ver si se ha producido un sangrado pequeño que no sea visible en el escáner. Por confirmar, si hay en el líquido cefalorraquídeo restos de sangre y de esa manera poder diagnosticar la enfermedad.


"Es una patología relativamente rara y es difícil tener una cifra exacta. La mayoría de los casos son cefaleas en trueno primarias, mayoritariamente son dolores de cabeza banales"



¿Cómo se trata esta enfermedad?

Si es una cefalea en trueno primaria se aplica al paciente analgésicos simples, antiinflamatorios, incluso a veces se utilizan antagonistas del calcio que permiten prevenir la aparición del dolor.

En cambio, si la cefalea en trueno es secundaria, es decir, presenta una hemorragia subaracnoidea, si es un síndrome de vaso conscripción cerebral reversible, tiene un tratamiento más específico.

¿Qué cifras de pacientes manejan desde su sociedad con esta patología?

Es una patología relativamente rara y es difícil tener una cifra exacta. La mayoría de los casos son cefaleas en trueno primarias, mayoritariamente son dolores de cabeza banales que no tienen mayor importancia. Sin embargo, cuando aparece este síntoma es obligatorio hacer un escáner, incluso a veces una punción lumbar, por descartar lo señalado anteriormente.

¿Cuál es el perfil del paciente que padece esta patología?

En principio no hay un perfil concreto de pacientes con esta patología. Es un síntoma que puede aparecer en cualquier persona. Lo que ocurre es que a veces este tipo de dolores de cabeza se presenta más en personas jóvenes entre 20 y 50 años, muchos casos se desencadenan en este grupo por la actividad física que realizan. 

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.