18 de octubre de 2017 | Actualizado: Miércoles a las 13:15
Especialidades > Neurología

El cerebro reactiva recuerdos relacionados entre sí mientras dormimos

Un estudio identifica el proceso cerebral en el que se promueve el olvido de la información menos relevante

Los participantes memorizaron dos tandas de quince parejas de cartas idénticas.
El cerebro reactiva recuerdos relacionados entre sí mientras dormimos
Redacción
Miércoles, 11 de octubre de 2017, a las 11:10
Un estudio liderado por la Universidad de Barcelona ha identificado el proceso cerebral que, mientras dormimos, refuerza o debilita los recuerdos de los acontecimientos diarios. Según el trabajo publicado en la revista científica The Journal of Neuroscience, el cerebro reactiva durante el sueño redes de recuerdos que están relacionados entre sí, en lugar de recuerdos aislados. Además, los investigadores demuestran que en este proceso de reactivación, el cerebro también promueve el olvido de la información menos relevante y menos asentada en la red de la memoria.

Durante la investigación, los participantes tenían que memorizar la localización, en una cuadrícula, de dos tandas de quince parejas de cartas idénticas con dibujos de animales, medios de transporte o instrumentos musicales. En una primera ronda, las cartas estaban situadas en diferentes posiciones dentro de la cuadrícula y en la segunda, una de las cartas de la pareja cambiaba de localización respecto al inicio, mientras que la otra se mantenía en su lugar.

Además, para la segunda tanda, las parejas de cartas se acompañaban de sonidos relacionados con el contenido del dibujo que aparecía en ellas. De esta manera, los investigadores podían inducir posteriormente la reactivación del recuerdo para estas posiciones presentando los sonidos mientras los participantes dormían en el laboratorio.

Los científicos presentaron la mitad de los estímulos auditivos seleccionados aleatoriamente (sonidos de animales, transportes o instrumentos musicales) y, por lo tanto, reactivaron las posiciones de las cartas asociadas a cada sonido. Al despertar los participantes, se evaluaba el recuerdo de la localización de la primera tanda de cartas, que no habían sido asociadas a ningún sonido, pero que estaban relacionadas con aquellas reactivadas y no reactivadas durante el sueño.

Recuerdos reactivos en red

Los resultados revelaron que los recuerdos de la segunda tanda de cartas reactivados a través de los sonidos ayudaban a memorizar la localización de las parejas relacionadas de la primera (de igual dibujo y con una carta en posición idéntica).

Según el director del estudio, Lluís Fuentemilla, "en el primer grupo, los recuerdos estaban fuertemente asociados, puesto que se codificaron en un contexto temporal muy próximo y similar. Esta característica permite que tales recuerdos se beneficien de la reactivación de otros elementos de la red, ya que representan información consistente e importante".

Además, los investigadores encontraron el efecto opuesto en el segundo grupo de participantes. Las posiciones de las cartas de la primera tanda relacionadas con las que se habían reactivado durante el sueño se recordaban menos que aquellas relacionadas con las que no habían sido reactivadas con sonidos.

Para la primera autora del artículo, Javiera Oyarzún, "estos resultados demuestran por primera vez que existe un mecanismo activo y selectivo de olvido de experiencias irrelevantes o poco frecuentes que ha sido implementado durante el sueño".

Mediante este mecanismo cerebral, nuestro sistema de memoria se adaptaría a la necesidad de preservar de forma prioritaria aquella información que pueda ser útil en el futuro.