El Ministerio asegura que es una de las líneas de trabajo que marcan los planes de digitalización de Atención Primaria

El sistema informático único para todo el SNS, en el horizonte de Sanidad


09 may 2022. 09.00H
SE LEE EN 4 minutos
Ante el reciente anuncio por parte del Gobierno de España del Plan de Transformación Digital de la Atención Primaria y del Proyecto Estratégico para la Recuperación y Transformación (Perte) de Salud de Vanguardia, los profesionales sanitarios del primer nivel asistencial han fijado sus reclamaciones en la creación de un único sistema sanitario para todo el territorio y no 17 diferentes. Así, según aseguran a este periódico varias fuentes, podrían tener acceso al historial clínico del paciente en cualquier territorio, aunque no sea el del lugar de procedencia del ciudadano. Además, no habría problemas en renovar las recetas electrónicas volcadas en la tarjeta sanitaria.

Una integración que, según aseguran a Redacción Médica desde el Ministerio de Sanidad, están trabajando para que sea una realidad. “Una de las líneas transversales que rigen en la Estrategia de Salud Digital del SNS, con la que el Plan de Digitalización de Atención Primaria se encuentra alineada, es el fomento de la interoperabilidad entre sistemas de información de salud, tanto a nivel nacional como supranacional, en el ámbito de la UE”, detallan fuentes del Ministerio.

Además, desde la cartera liderada por Carolina Darias recuerdan que se lleva trabajando “en este sentido” desde el año 2006. Un hecho que constatan recordando servicios “muy destacados” que ya son una realidad como la Historia Clínica Interoperable del Sistema Nacional de Salud (SNS), la Receta Electrónica Interoperable y la plataforma de Tarjeta Sanitaria Individual.

Un sistema único que se desarrollará conjuntamente con las CCAA


Actualmente, cada una de las 17 comunidades y ciudades autónomas ha desarrollado su propio sistema de información sanitario e incluso en algunas regiones es distinto el que manejan en los hospitales y en los centros de salud. De manera que las autonomías cobran un papel muy relevante en la consecución de esta integración nacional, bien para habilitar la interoperabilidad entre los diferentes modelos informáticos conservando su sistema original o adoptando uno nuevo.

Desde Sanidad son conocedores de esta situación y aseguran que “continuará trabajando en esta línea, que facilita el intercambio de información entre sistemas, siguiendo un modelo colaborativo de trabajo junto a los servicios de salud de las Comunidades y Ciudades Autónomas”.


¿Para cuándo debería estar listo el sistema único interoperable?


De los documentos citados anteriormente, el que habla de forma más clara y concisa sobre este sistema único de información sanitaria es el Perte de Salud de Vanguardia, cuyas medidas están previstas que se logren en su totalidad antes del año 2026. En él se recoge los tres puntos marcados por la Estrategia de Salud Digital para la transformación digital de los servicios del SNS, entre los cuales se encuentra la “interoperabilidad de la información sanitaria”.

Además, Sanidad asegura que de esa manera “se impulsa la salud digital y la interoperabilidad electrónica de información clínica y sanitaria, tanto en el ámbito estatal, como internacional; así como la ciberseguridad, y se proporciona al Sistema Nacional de Salud los sistemas de información necesarios para la gestión eficiente de los servicios ofertados a la ciudadanía, de las capacidades de protección de la salud y asistencial del Sistema Nacional de Salud”.

Mientras que en el Plan de Digitalización de Atención Primaria, al que desde el Ministerio ligan la consecución de la interoperabilidad de los diferentes sistemas de información sanitaria, no lo cita expresamente. Sí que en la línea de actuación denominada "Implantación de plataformas para la gestión del seguimiento y comunicaciones con el paciente" se detalla que los proyectos prioritarios tienen que ver con "herramientas tecnológicas (tipo CRM) para la gestión de comunicaciones con colectivos de pacientes y de forma individual, mejora de la calidad asistencial y seguimiento de procesos asistenciales". En este caso, la consecución de las acciones está fijada para el año 2023. 
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.