Carlos Antonio Riesco y Javier Igualada, dos facultativos que dijeron "basta" para emprender un nuevo camino

Por qué ya no quiero ser médico: dos facultativos explican su adiós
Manifestación de médicos contra la temporalidad.


03 sep 2022. 16.20H
SE LEE EN 6 minutos
Cada vez son más los profesionales sanitarios que deciden abandonar su vocación para darle un nuevo rumbo a su vida profesional. Las actuales condiciones laborales y retributivas de los especialistas han provocado un auténtico aluvión de renuncias de médicos que, cansados de promesas que no llegan a materializarse por parte de las administraciones, buscan un nuevo lugar donde desarrollar su profesión.

Así lo constata un estudio de Atención Primaria elaborado en Navarra, cuyos resultados reflejan que nueve de cada diez médicos en este nivel asistencial valoran cambiar su actual vida profesional. Entre sus conclusiones se desprende además que la mitad de los participantes están pensando en abandonar y jubilarse antes de los 65 y una tercera parte piensa en reducir su jornada laboral. 

En plena pandemia durante la que los médicos son más necesarios que nunca, la huida masiva de facultativos de las consultas y la dificultad para cubrir las plazas MIR se convierten en serios problemas para abordar la complicada situación que se vive en todos los niveles asistenciales. Las plantillas quedan cada vez más mermadas y a los profesionales les cuesta encontrar las ganas con las que seguir ejerciendo la profesión.

Uno de esos médicos que ha decidido abandonar la primera línea de la medicina ha sido Carlos Antonio Riesco, ginecólogo desde hace siete años. En declaraciones a Redacción Médica, el facultativo explica que cesó su actividad "el pasado 31 de enero de 2022". Su decisión la compartió en redes sociales, celebrando que con ello decía "adiós a las guardias, las emergencias y al horror de calidad de vida al que nos arrastra la medicina asistencial".

En su caso, decidió que tenía mucho que aportar para "mejorar el sistema sanitario" y decidió emprender en otro campo. Actualmente trabaja "en un canal de comunicación automatizado entre pacientes y servicios médicos de ginecología y obstetricia". Su proyecto fue aceptado dentro del programa de aceleración de MadridEmprende que pone en marcha el Ayuntamiento de Madrid.

"Mi formación hacia el ámbito de la gestión sanitaria me condujo, para sorpresa también mía, hacia el emprendimiento. Creo que hay un contexto que está favoreciendo que poco a poco se desarrollen perfiles sanitarios mixtos, más allá de la asistencia clásica en consultas; contexto que nos da la oportunidad a desarrollar proyectos como el que estoy desarrollando que espero consiga disminuir la distancia que existe entre pacientes y sus equipos sanitarios", asegura.


Carlos: "Mi formación hacia el ámbito de la gestión sanitaria me condujo hacia el emprendimiento, desarrollando un perfil sanitario mixto"



Expone que abandonando la medicina asistencial ha ganado una "calidad de vida que por ritmos de hospital había casi olvidado" puesto que puede "dormir en casa y no tener jornadas de trabajo de 24 horas", habituales en los centros hospitalarios.

Aunque se siente feliz con un "ritmo y orden de vida que en el futuro va a ser difícil querer abandonar", asegura a este periódico que "echa de menos el paritorio, el quirófano y la vida en el el hospital" por lo que no descarta volver en algún momento a las consultas de ginecología puesto que "el contacto con las pacientes y todo el personal sanitario siempre me ha encantado", confiesa.

Sin confianza de la población y las administraciones


Un caso distinto es el Jesús Igualada, un médico de familia de Atención Primaria, que decidió poner fin a su carrera profesional en las consultas mostrando una profunda desilusión. "Me encanta mi profesión pero no soporto mi trabajo", explicaba en diciembre de 2021 cuando, superado por la situación, tomó distancia con la medicina asistencial. El motivo para su marcha fue el desencanto con la propia profesión. "Cada día se distancia más de lo que pensé que haría y quería hacer, con lo que hago en realidad".


Jesús: "Perdimos la confianza de la población a la que atendemos y nunca la tuvimos de las administraciones a las que pertencemos"



El facultativo hizo pública su decisión en redes sociales, donde señaló que los médicos perdieron "la confianza de la población a la que atendemos y nunca la tuvimos de las administraciones a las que pertenecemos", motivos de peso para alejarse de la profesión para "parar, respirar, reflexionar, poner más tiritas en esta herida y colocar en orden todo lo que se ha movido por dentro en este tiempo".

En su despedida, Jesús Igualada mandaba un mensaje a sus compañeros de profesión. "A los que seguís, por el motivo que sea, gracias infinitas. Sois lo más valioso de este sistema. La única vida que le queda a la Atención Primaria sois vosotros". Y añadía un consejo para ellos: "Aguantad si tenéis fuerzas, buscad redes, apoyos y alianzas para continuar, y si no podéis más, parad. Antes de romperos por dentro, parad por favor. Yo he llegado a ese instante, y me siento un privilegiado por poder hacerlo. Hay contextos en los que resulta realmente difícil".

Alternativas laborables a la Medicina


Sergio Hinchado, responsable del área sanitaria de la consultora de empleo Hays, afirmó a Redacción Médica “que un graduado en Medicina puede tener múltiples oportunidades laborales en otros ámbitos relacionados con la salud alejados de la práctica asistencial”.

“La industria farmacéutica es uno de los sectores más habituales en la recepción de médicos”, explicó Hinchado, que recalca que dentro del ámbito farmacéutico, un médico puede trabajar en el departamento de I+D, investigación clínica o en las áreas de farmacovigilancia. “Gracias a su formación y el desarrollo de sus competencias son muy valorados”, reconoció.

Otro de los sectores que apuesta por la contratación de médicos son los relacionados con la tecnología sanitaria, como relataba en su experiencia Carlos Antonio Riesco. En su caso, el ginecólogo apostó por emprender y crear una aplicación pero su futuro en este área también abarcan otros campos. “Suelen ser contratados como asesores en el desarrollo de equipos médicos de empresas privadas”, aseguraron desde Hays.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.