Las condiciones laborales marcan el rumbo de los aspirantes, que valoran buscar oportunidades fuera del SNS

EVAU, Grado, MIR y 'huida' al extranjero: el plan de los futuros médicos
Alumnos realizan el examen de la EVAU para acceder a la universidad.


08 jun 2022. 16.30H
SE LEE EN 5 minutos
Las aspirantes a la prueba de Evaluación para el Acceso a la Universidad (EVAU) arrancan esta semana los primeros exámenes de este momento decisivo que marcará su rumbo profesional en los próximos años. La exigencia para conseguir una nota que permita ingresar en algunos de los grados más deseados, como el de Medicina, es uno de los factores que más tienen en mente. Pero también las condiciones laborales a las que podrán aspirar y que amenazan con intensificar la fuga de talento.

Es el caso de Marcos Galeote, un alumno del Instituto IES Ben Gabirol de Málaga que tiene como única aspiración posible convertirse en médico tras superar la Selectividad. Su nota media en el Bachillerato supera el 9, pero necesitará como poco un 8 en los exámenes para poder acercarse al umbral de corte. “No me veo en otra cosa”, ha explicado a Redacción Médica.

Si no obtuviese la nota suficiente para ingresar directamente en Medicina, Galeote ya ha trazado un plan ‘B’ que en ningún caso pasará por tirar la toalla. O se inscribirá en un Grado Superior de Ciencias de la Salud para explorar esa vía de acceso o probará suerte en la EVAU dentro de un año.

El joven se ha decantado por la Medicina como opción preferente, después de que un profesor de Biología que tuvo en 3º de la ESO le contagiase la curiosidad por la anatomía. Pero además de su pasión también hay otras características que tienen un peso en la balanza como la situación laboral de los médicos que cree que es inferior a la de otros territorios de nuestro entorno.

“Los médicos empiezan a trabajar bastante tarde, después de la carrera y del MIR, y no se cobra igual que en otros países de la Unión Europea”, ha reconocido el aspirante andaluz antes de enfrentarse a las pruebas que decidirán su futuro.

"Un médico no cobra igual en España que en otros países de la Unión Europea"



Estas condiciones laborales ya le han hecho plantearse que después de su formación puede intentar buscar un hueco en algún hospital del extranjero para mejorar sus posibilidades económicas. Aunque su plan en última instancia siempre pasa por regresar a España. “Los estudios son muy buenos pero no se paga muy bien”, ha reafirmado. 

En una situación similar se encuentra Concha Moreno, estudiante del Instituto Isidro de Arcenegui y Carmona de Sevilla. Sus aspiraciones pasan por adentrarse en el campo de las Ciencias de la Salud, aunque todavía duda entre apostar por la Medicina o por la Psicología. Una decisión final que en buena medida estará condicionada por la nota de sus pruebas.

Con un padre médico en la familia, las posibilidades de dedicarse al campo asistencial ganan enteros para continuar con la tradición. “Yo me veo trabajando en un hospital”, ha afirmado.

Al igual que su compañero de exámenes, Moreno también se ha planteado en los últimos días la posibilidad de terminar desplazándose al extranjero una vez que termine los estudios para poder aprovechar las condiciones laborales de otros países. “No tengo mucha confianza en el trabajo para los jóvenes en España”, ha reconocido.

Un billete de ida y vuelta que cada vez se ha convertido en una opción más en la hoja de ruta de los jóvenes aspirantes a médico. “Me iría a donde sea. Luego sí que me gustaría volver a España”, ha subrayado.


Medicina echa un pulso con Ingeniería Informática


Esta fuga de talentos también es algo que temen desde el Consejo Estatal de Estudiantes de Medicina (CEEM) que han observado que cada vez hay más alumnos que descartan matricularse en el MIR al finalizar sus estudios para acudir al extranjero. “Es preocupante que haya gente pensándolo ya antes de la carrera”, ha lamentado su presidenta, Luciana Nechifor.

A pesar de que la portavoz estudiantil considera que buena parte de los alumnos de Selectividad desconocen la realidad laboral de la Medicina, sí que cree que algunos aspectos como la inestabilidad, la precariedad o las guardias de 24 horas pueden jugar un papel para terminar forzando esta fuga o para que se decanten por otras carreras en auge como la Ingeniería Informática o la de Telecomunicaciones.

A estos factores se suma también la elevada nota de corte para acceder a la carrera médica, lo que limita las posibilidades de algunos de los mejores aspirantes. “Las notas suben cada año y va a llegar un momento que va a alcanzar el tope de 14 puntos”, ha apuntado Nechifor que espera que un cambio en el modelo favorezca a rebajar los límites.

En todo caso, la presidenta de CEEM considera que Medicina sigue siendo una de las carreras con mayor “atractivo” gracias a todos los elementos asistenciales que seducen a los alumnos como la gratificación de “ayudar a los demás” con la asistencia.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.