15 dic 2018 | Actualizado: 17:40

La mitad de las altas de Medicina Interna son pacientes de 80 años o más

Solo el 31% de la población está cubierta por programas de atención sistemática al paciente crónico complejo

Antonio Zapatero.
La mitad de las altas de Medicina Interna son pacientes de 80 años o más
jue 31 mayo 2018. 12.20H
Redacción
Las altas dadas por los Servicios de Medicina Interna han crecido un 21 por ciento durante el período 2007-2015, con un aumento de 7 puntos porcentuales sólo en el último año. El 46 por ciento de las altas corresponden a personas de 80 años o más y el 53 por ciento de los pacientes ingresados de este grupo de edad son mujeres.

A pesar del envejecimiento progresivo de la población atendida, se ha reducido un 15 por ciento el promedio de duración de la estancia media –situada actualmente en 8,1 días- y la tasa bruta de mortalidad se ha mantenido estable alrededor del 10 por ciento. Las enfermedades respiratorias han sufrido un notable aumento.

Estos son algunos de los hallazgos del proyecto Recursos y Calidad en Medicina Interna (Recalmin) 2017 desarrollado por la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI) con el apoyo de la Fundación Instituto para la Mejora de la Asistencia Sanitaria (Fundación IMAS).

Este proyecto, que analiza la atención en las Unidades de Medicina Interna (UMI) en el Sistema Nacional de Salud, ya fue puesto en marcha por la SEMI en 2015, repitiéndose cada año para analizar la evolución de la atención en las Unidades de Medicina Interna de nuestro país.

Diferencias entre sexos y comunidades autónomas

Recalmin 2017 muestra que hay un ligero predominio de varones en las UMI, con una edad media de 73 años, mientras que la edad media de las mujeres ingresadas es notablemente más elevada (77 años).


La edad media de los varones en la UMI es de 73 años, la de las mujeres 77


Existe asimismo una clara preponderancia de varones para los ingresos por EPOC, mientras que la proporción de mujeres es mayor para los ingresos por enfermedad insuficiencia cardiaca, que es el diagnóstico principal al alta más frecuente en las UMI con un peso de casi un 10 por ciento sobre el total.

La media de internistas por unidad es de 15 con un promedio de 7,7 médicos internistas por cada 100.000 habitantes. El número promedio de altas por médico internista y año es de 240; mientras que, de media, cada enfermera (en turno de mañana y día laborable) atiende a 10 pacientes ingresados en las UMI.

Este estudio, dirigido por Antonio Zapatero, jefe del Servicio de Medicina Interna del Hospital de Fuenlabrada y Presidente de SEMI, ha puesto de manifiesto evidentes diferencias entre comunidades autónomas en relación con la frecuentación (ingresos por mil habitantes y año), las tasas crudas de mortalidad y resto de indicadores (hospitalización evitable, tasa de complicaciones, etc.).

Las diferencias que se encuentran en relación con las tasas de mortalidad ajustadas a riesgo, tanto para la global como para el índice de mortalidad por causas específicas, son de casi un cien por cien entre la comunidad autónoma con mayores tasas de mortalidad y la de menores tasas.

Indicadores de actividad y productividad de las UMI

La encuesta Recalmin, contestada en 2017 por el 61 por ciento de las UMI (las cuales representan el 68 por ciento de las camas instaladas), muestra que solo el 31 por ciento de la población está cubierta por programas de atención sistemática al paciente crónico complejo y únicamente en el 35 por ciento de las unidades el pase de visita es multidisciplinar.

Además, hay una relación muy elevada entre consultas sucesivas sobre primeras, especialmente en los hospitales más complejos (4:1, como promedio en hospitales de más de 500 camas) y solo un 60 por ciento de las unidades planifican el alta.


El 94% de las UMI realizan interconsultas con otros servicios hospitalarios


Por otro lado, el 94 por ciento de las UMI realizan interconsulta con otros servicios hospitalarios, con una media de 1,6 médicos dedicados a esta actividad. La asistencia compartida con otros servicios es muy frecuente en el caso de los Servicios de Traumatología (77 por ciento), Cirugía General y Digestivo (58 por ciento) y Urología (53 por ciento). El promedio de número de interconsultas intrahospitalarias, en aquellas UMI que han desarrollado este servicio, es de 1.000, con un promedio de 3,2 visitas por paciente.

En cuanto a la actividad docente e investigadora, el 63 por ciento de las UMI están acreditadas para docencia MIR, con un promedio de dos residentes de cada año de formación. Además, 64 de las 136 UMI que respondieron la encuesta (47 por ciento) tenían profesores universitarios.

Para estas unidades el promedio de profesores asociados por UMI era de 3,5, con 0,6 profesores titulares y 0,2 catedráticos. El promedio de proyectos de investigación financiados mediante convocatorias públicas fue de 2,3 por UMI, pero con grandes variaciones. Existen asimismo importantes variaciones en relación con otros indicadores de la actividad investigadora como ensayos clínicos o publicaciones en revistas indexadas, con un factor impacto promedio de 43.

Proyectos 'Recal'

Recalmin se enmarca en la serie de proyectos Reecal puestos en marcha por diferentes sociedades científicas con el apoyo de la Fundación IMAS (Sociedad Española de Cardiología, Neumología y Cirugía Torácica, Endocrinología y Nutrición, Aparato Digestivo y Oncología Médica).

Estos estudios comparan los datos de las altas hospitalarias recogidas en el CMBD –del Conjunto Mínimo de Datos- cedidos por el Ministerio de Sanidad con los datos de una encuesta dirigida a los responsables de los servicios, obteniendo información sobre la relación entre los recursos y organización de las unidades y los resultados en salud.

Según afirman, los datos obtenidos son una valiosa fuente de información para proponer acciones de mejora, así como han servido de base a otros proyectos de elaboración de estándares de calidad y acreditación de la excelencia de las unidades como SEMI o SEC-Excelente, "mostrando el firme compromiso de las sociedades científicas con la mejora de la calidad asistencial".
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.