Con esta medida se podría dar salida al cuello de botella generado por las bajas laborales y liberar la agenda

Primaria descarta megacentros de salud covid salvo para liberar burocracia


11 ene 2022. 09.00H
SE LEE EN 4 minutos
En los momentos de mayor presión asistencial vividos a lo largo de la pandemia del Covid-19, las autoridades sanitarias decidieron levantar hospitales de campaña o complejos monográficos para el SARS-CoV-2. Sin embargo, ahora que es Atención Primaria quien vive su momento de máxima saturación, la idea de un “macrocentro de salud” o un “centro de salud de campaña” no está entre las opciones de los dirigentes sanitarios y, además, los especialistas descartan que sean una buena solución salvo para prestar un “apoyo burocrático”.

“Hace falta gente, no edificios. Es evidente que el incremento de la demanda tensa a cualquier sistema, pero es que estamos trabajando con muy pocos efectivos, bien porque están de baja o por el déficit histórico que llevamos alertando años con plazas que no se cubren”, explica el presidente de la Sociedad Española de Médicos Generales y de Familia (SEMG), Antonio Fernández-Pro-Ledesma, quien recuerda que el “verdadero” problema es que llama el ciudadano y nadie contesta del otro lado o le dan cita para quince días.

Un reclamo que comparte José Polo García, presidente de la Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (Semergen), y al que añade la “enorme carga burocrática” que soporta el médico de Familia. “El 70 por ciento de nuestro tiempo se va en arreglar papeleo que podrían asumir los administrativos. Toda la gestión de la Incapacidad Temporal (IT) supone un trámite que entretiene y no es un acto clínico”, detalla el especialista.

¿Un apoyo burocrático para Atención Primaria?


Precisamente para dar apoyo en estas cuestiones burocráticas o de rastreo es para lo único que no verían mal desde Familia la creación de centros de salud de campaña. “Puntualmente, en algún sitio montar unidades de apoyo por el Ejército u otros medios para dar apoyo en la vacunación, rastreo o manejo de las IT se podría hacer para evitar la saturación de la población y la imagen de la gente haciendo cola en los centros”, resalta García Polo.

El especialista entiende que, con el fin de evitar aglomeraciones, ya que hay límites de aforo en las salas de espera, “no estaría mal” habilitar pabellones en polideportivos o centros de campaña. “Facilitaría estas gestiones. Una cosa es la clínica y otra el que quiere ver al médico por un papel determinado. Usted viene a por la baja, pues pase usted por aquí. Además, podría ser llevado a cabo por personal administrativo”, explica el presidente de Semergen.

Más contrario a esta idea se muestra Pro-Ledesma, aunque reconoce que supondría un apoyo. “Toda ayuda es buena, pero por qué no mandan los administrativos a los centros. Hay que ver realmente cuáles son las necesidades que tiene el ciudadano y dar salida a un cuello de botella creado por la situación que hay actualmente. El pico de la ola llegará y después nos olvidaremos de todo ello”, asegura el presidente de SEMG.

Además, el especialista reitera que este ‘apoyo burocrático’ no supondría una solución en “absoluto”. “Cuando el rastreo ha sido llevado a cabo por militares o por trabajadores sociales han sido ayudas puntuales, pero crear un macrocentro cuando estamos hablando de autoaislamiento y de autodiagnóstico no tiene mucho sentido. Ni es una solución para ahora ni para otros momentos similares. En época de necesidad se utiliza todo, pero ahora no estamos ante esa emergencia médica”, reivindica.

¿Hay profesionales para estos macrocentros de salud?


Otra de las patas para llevar a cabo la idea de los macrocentros de salud, es de dónde sacar los profesionales sanitarios que trabajen en ellos. En esto coinciden los dos representantes de los médicos de Familia, habría que contratar gente nueva.

“No hay médicos suficientes para cubrir las vacantes de Familia así que difícilmente los podrán encontrar para estos centros de campaña. Otra cuestión es que se llenen con personal administrativo y auxiliares de Enfermería”, explica García Polo.

Un problema al que también apunta Pro-Ledesma: “¿De dónde van a sacar los profesionales? En los centros de salud estamos al mínimo y las plazas vacantes no se cubren. Lo que tendrían que hacer es reforzar y optimizar los recursos en los centros de salud y así con el personal suficiente podríamos dar asistencia”.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.