Los facultativos se 'plantan' ante el incumplimiento de la normativa vigente y la alta burocratización que sufren

Familia dejará de gestionar bajas laborales hospitalarias a partir de 2023
Foto de Familia del Foro de Atención Primaria.


07 jul 2022. 18.45H
SE LEE EN 3 minutos
Los médicos de Familia han decidido dejar de asumir la gestión de las bajas hospitalarias. Los facultativos consideran que “no tiene sentido” la cantidad ingente de incapacidades temporales (IT) que gestionan y han decido de forma conjunta 'plantarse' a partir del uno de enero de 2023. Una fecha a partir de la cual solo gestionarán aquellas bajas que les correspondan en base a la normativa vigente, el Real Decreto 624/2014.

“Los médicos de Familia estamos asumiendo una cantidad de bajas laborales que no tiene sentido. La legislación de la gestión de las IT de 2014 lo deja muy claro que cualquier facultativo del Sistema Nacional de Salud (SNS) que valore al paciente es el que tiene que emitir el parte de baja. Sin embargo, esto no se lleva a cabo por los médicos hospitalarios”, reclama Francisco Jesús Sáez, representante de la Sociedad Española de Médicos Generales y de Familia (SEMG) en el Foro de Atención Primaria, la entidad que aglutina a los ocho representantes del primer nivel asistencial.

Esta postura se ha traslado al Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) en una reciente reunión entre la institución nacional y el Foro de Atención Primaria. En el encuentro, los facultativos les recordaron a los subdirectores del INSS que "este año la situación ha cambiado", ya que Cataluña ya ha puesto en marcha la gestión hospitalaria de las IT por ingresos.

Una medida que desde el INSS explican que se ha llevado a cabo gracias a que "entre el montante de dinero que aportan a las comunidades autónomas para la correcta y ágil gestión de las IT hay una partida que representa el 1 por ciento del total que va destinada a estimular que los médicos de los hospitales den las bajas". Sin embargo, menos Aragón, que también lo está aplicando, el resto de las autonomías se han negado a ello.

“Queremos que esto se extienda al resto de comunidades autónomas y les hemos asegurado que a partir del 2023 ningún médico de Familia va a emitir un parte de baja de un paciente que esté ingresado en el hospital o en observación en urgencias. Cuando salga sí que le daremos el parte. Por ejemplo, si una persona esta ingresada del 1 al 12, nosotros le daremos el parte de baja a partir del 12 pero antes debe dárselo el profesional que lo ha valorado”, asegura Jesús Sáez.

Una reivindicación con amparo legal


Desde el Foro de Atención Primaria también se han realizado consultas jurídicas para conocer la viabilidad de la propuesta y, según detallan a Redacción Médica, la postura legal es que la definición “es clara”, ya que el Real Decreto 624/2014 estipula que “es el facultativo perteneciente al Sistema Nacional de Salud que valora al paciente” quien debe gestionar su IT.est

“Cuando el paciente está ingresado no es el médico de Familia quien lo está valorando”, reivindica Jesús Sáez, quien, además, argumenta que por ello han decidido que a partir del uno de enero no lo harán: “Lo hemos hablado en el Foro de Atención Primaria con todas las sociedades científicas, con la Organización Médica Colegial (OMC), la Confederación Estatal Sindicatos Médicos (CESM) y Consejo Estatal de Estudiantes de Medicina (CEEM). Todos ellos hemos acordado que lo llevaremos adelante y empezaremos a anunciarlo a partir del uno de septiembre”.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.