jue 06 septiembre 2018. 16.05H
Redacción
Un estudio llevado a cabo en centros de Atención Primaria de Cataluña y el País Vasco concluye que el consumo de paracetamol en formulación efervescente eleva la presión arterial en comparación con la no efervescente.

El ensayo incluyó a 46 pacientes, divididos en dos grupos de 21 y 25 participantes. En el primero se administró el fármaco efervescente durante tres semanas, para luego pasar a la otra formulación. En el otro grupo fue justo al revés.


La diferencia en la presión arterial entre ambos tratamientos fue de 3,99 mmHg


La diferencia en la presión arterial sistólica entre ambos tratamientos fue de 3,99 mmHg más alto en el uso de la versión efervescente, según el análisis por intención de tratar. Analizados por protocolo, la diferencia se ampliaba a 5,04 mmHg.

El criterio de inclusión fue de pacientes con presión arterial en consulta de 150/95 mmHg o menos, y de 140/90 mmHg de forma ambulatoria. Además, debían estar bajo tratamiento antihipertensivo (farmacológico o no) y tener dolor osteoarticular concomitante.

El estudio ha sido publicado en Journal of Hypertension y concluye que las tabletas efervescentes de paracetamol son responsables de un incremento significativo de la presión arterial ambulatoria.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.