Europa aprueba la joint venture de GSK y Pfizer en Consumer Health

Ambas empresas acuerdan deshacerse de la marca ThermaCare para no generar problemas de competencia

Emma Walmsley, CEO de GSK y Albert Bourla, CEO de Pfizer.
Europa aprueba la joint venture de GSK y Pfizer en Consumer Health
jue 11 julio 2019. 11.00H
La Comisión Europea ha aprobado este jueves, en conformidad con el Reglamento de concentraciones de la UE, la joint venture de GlaxoSmithKline (GSK) y Pfizer en el negocio de Consumer Health. No obstante, la decisión está condicionada a la venta global de las actividades de gestión del dolor de Pfizer realizadas bajo la marca ThermaCare.

Tal como han señalado desde Europa, la operación fue notificada a la Comisión el pasado 17 de mayo y ha tenido que ser controlada según las normas y procedimientos de las operaciones de concentración puesto que ambas empresas operan en el Espacio Económico Europeo en el mismo segmento de mercado de productos de venta libre.

La Comisión "temía que se redujera la competencia en el sector"



Por esta razón, la comisión "temía" que la fusión del segmento de Consumer Health de Pfizer "redujera la competencia en el sector de los productos tópicos para el tratamiento del dolor, lo que podría dar lugar a aumentos de precios en varios países del EEE, entre ellos Austria, Alemania, Irlanda, Italia y los Países Bajos", puesto que GSK es uno de los principales proveedores de medicamentos de venta libre (Voltaren, Voltadol o Voltarol).


Solución propuesta por las compañías


Como solución, ambas empresas han ofrecido "desprenderse de las actividades de Pfizer en el ámbito de la gestión del dolor que se llevan a cabo bajo la marca ThermaCare en todo el mundo. Esto incluye todos los activos pertinentes que contribuyan a la operación actual o que sean necesarios para garantizar su viabilidad y competitividad", han señalado desde la Comisión.

Por último, han indicado que "estos activos deberán cederse como un paquete a un comprador adecuado que deberá ser aprobado por la Comisión". Además, estos compromisos "prevén, en particular, la venta de una fábrica de Pfizer situada en los EEUU, dedicada a la producción de productos ThermaCare, de todos los derechos de propiedad intelectual relacionados con los productos y la marca ThermaCare, así como de los productos en desarrollo".

Tal como comunicaron ambas empresas, se espera que la nueva división genere unas ventas anuales de 12.700 millones de dólares (más de 11.200 millones de euros). Tras finalizar este proceso, GSK contará con una participación en un 68 por ciento del negocio, y Pfizer con el 32 por ciento restante. 
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.