Este fármaco permite tratar estas infecciones de piel y partes blandas con una sola dosis intravenosa

Menarini lanza Tenkasi, un antibiótico para infecciones agudas de la piel
Elcin Barker Ergun, CEO de Menarini.


15 sep 2022. 14.50H
SE LEE EN 2 minutos
Menarini ha lanzado al mercado Tenkasi (oritavancina), un nuevo antibiótico indicado para el tratamiento de las infecciones bacterianas agudas de la piel y los tejidos blandos (ABSSSI) en adultos. Las infecciones de piel y partes blandas constituyen una de las infecciones más prevalentes tanto en la comunidad como en el ámbito hospitalario. Están provocadas en su gran mayoría por microorganismos Gram-positivos. En los últimos años, el aumento creciente de infecciones por microorganismos Gram-positivos resistentes hace necesario disponer de nuevos antibióticos para abordar este problema.

Tenkasi es un antibiótico lipoglucopéptido que actúa frente a patógenos Gram-positivos (incluido Staphylococcus aureus reisitente a meticilina y que logra una actividad bactericida rápida, gracias a su triple mecanismo de acción en la inhibición de la síntesis del peptidoglicano. Su principio activo, oritavancina, ha mostrado eficacia en infecciones de piel y partes blandas en dos ensayos clínicos pivotales aleatorizados fase III de doble ciego controlados con vancomicina (SOLO I y SOLO II) que incluyeron casi 2.000 pacientes, con un buen perfil de seguridad.

Una únida dosis de 1200 miligramos


Este nuevo antibiótico de Menarini presenta una farmacocinética que permite el tratamiento de estas infecciones con una única dosis de 1200 mg mediante una infusión intravenosa de 3 horas. Esto tiene gran interés ya que oritavancina puede garantizar la adherencia al tratamiento en aquellas situaciones clínicas en las que se plantee un tratamiento antibiótico prolongado y reducir así el riesgo de complicaciones asociadas a la terapia parenteral en múltiples dosis. Asimismo, puede permitir el manejo extrahospitalario de este tipo de infecciones. Este régimen dificulta la aparición de resistencias a antimicrobianos, especialmente en los casos de infecciones graves. Además, el tratamiento con oritavancina no requiere monitorización ni ajuste de dosis en la mayoría de pacientes, lo que simplifica el manejo clínico de estas infecciones.

Con el lanzamiento de Tenkasi, Menarini mantiene su compromiso por la investigación y desarrollo en el ámbito de la infección, con el objetivo de "paliar la necesidad urgente de disponer de nuevos antibióticos para el tratamiento de infecciones graves" causadas por bacterias multirresistentes cada vez más difíciles de tratar, y añade una nueva opción terapéutica al portfolio de antibióticos que inició en 2021 con Vaborem (meropenem-vaborbactam).
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.