Según el último informe de Deloitte, este proceso se incrementó en 2020 hasta los 2.108 millones de euros

El coste medio de desarrollar un fármaco alcanza su récord histórico


10 nov 2021. 11.20H
SE LEE EN 3 minutos
El coste medio de fabricación de un medicamento alcanzó el año pasado su récord histórico. El coste medio de desarrollar y comercializar un nuevo fármaco se elevó hasta los 2.108 millones de euros en 2020. Un incremento del dos por ciento en comparación con la cifra de 2019, cuando se situó en 1.710 millones de euros, y de un 105 por ciento con respecto a 2010, cuando el proceso se situaba en 1.026 millones de euros.

Según el informe de Deloitte “Seeds of change. Measuring the return from pharmaceutical innovation 2020” publicado este miércoles, el encarecimiento de más de 1.082 millones en comparación con las cifras de 2010 -cuando se realizó el primer estudio-, se debe a dos razones. 

Iñaki Moreno, socio responsable de la industria Life Sciences and Healthcare de Deloitte, asegura que “el incremento continuo del tiempo medio de desarrollo de un fármaco -situado actualmente en 7,14 años, el máximo histórico registrado en esta serie de diez informes-, y el coste de los desarrollos fallidos, sobre todo cuando se encuentran en sus últimas etapas” se encuentran detrás de esta subida.

Por este motivo, el experto considera que “las organizaciones deben abordar la resolución de estos problemas de manera holística, explotar las capacidades multidisciplinares del talento, apoyarse en las nuevas tecnologías y desarrollar e implementar una estrategia en torno a la gestión del dato, desde el punto de vista analítico, pero también desde el punto de vista regulatorio y de seguridad”.

Mientras, la rentabilidad de la inversión en I+D de la industria biofarmacéutica creció por primera vez desde 2014, aumentando del 1,6 por ciento de 2019 hasta el 2,5 por ciento en 2020. Una ligera subida del 0,9 por ciento con respecto al año anterior, pero un descenso histórico acumulado del 7,6 por ciento desde 2010, cuando la rentabilidad se situaba en el 10,1 por ciento.

“Las compañías farmacéuticas deben abordar los retos transformacionales del sector para dar respuesta a la creciente complejidad del desarrollo de fármacos con tiempos cada vez más largos sobre todo en el caso de los medicamentos biológicos”, dice al respecto Moreno, quien también señala el impacto de la transformación digital en los procesos operativos.

Las ventas por activo frenan su caída y suben por primera vez desde 2013, pasando de los 308 millones en 2019 a los 401 millones de euros en 2020



La pandemia Covid-19 impacta en la investigación oncológica


Desde el primer trimestre de 2020, la búsqueda de tratamientos y vacunas contra la Covid-19 ha impulsado la innovación a un ritmo y escala sin precedentes a nivel global. Sin embargo, muchos ensayos clínicos “no Covid-19” se han retrasado o incluso se han detenido.

En este punto, Oncología fue la especialidad terapéutica más afectada, pues se ha cancelado o retrasado aproximadamente un 26 por ciento del total de ensayos o estudios puestos en marcha antes de la irrupción de la pandemia.

En cambio, el responsable de Deloitte defiende que este contexto “también aceleró la adopción de enfoques innovadores en I+D en la industria, disparando la implementación de tecnologías digitales disruptivas, como la Inteligencia Artificial o el Big Data en la operativa tradicional de los ensayos”.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.