14 dic 2018 | Actualizado: 21:45

Los ocho objetos imprescindibles al momento de presentar el MIR

Los objetos imprescindibles para los candidatos que optan a las plazas de formación especializada

Una candidata al MIR con su 'kit'.
Los ocho objetos imprescindibles al momento de presentar el MIR
sáb 28 enero 2017. 10.30H
José A. Puglisi
Objetivo: sobrevivir al MIR. Los aspirantes a las plazas de formación especializada deben contar con un pequeño ‘kit’ que les ofrezca todas las herramientas para afrontar una prueba de cinco horas ininterrumpidas que tiene por finalidad acceder a una plaza de residencia del Sistema Nacional de Salud (SNS). Aunque cada uno prepara el suyo a su propia medida, hay aspectos imprescindibles que no pueden estar ausentes y que, candidato tras candidato, las tendrá en sus mesas el próximo 28 de enero.

El objeto más fundamental es el DNI o el pasaporte. Los candidatos deben presentar una documentación a los representantes del Ministerio de Sanidad para acceder al examen y entrar a las aulas. De lo contrario, será negada su participación por lo que perderá toda oportunidad de obtener una plaza durante la actual convocatoria. A esto se suma uno de los instrumentos imprescindibles para resolver la prueba: el bolígrafo.

Conscientes de que el bolígrafo puede fallar, los candidatos llevan de dos a cinco dentro de su bolso de color negro y azul (cualquier otra tonalidad está prohibida por las reglas del Ministerio de Sanidad), evitando una mala pasada de la suerte. A pesar de que no se requiere el corrector para subsanar posibles errores en la hoja de respuesta, hay quienes lo incluyen entre sus pertenencias. Asimismo, contar con clips ayudará a mantener el orden en las hojas y evitar equivocaciones al pasar las respuestas a la plantilla.

Otro clásico del 'kit MIR' son los líquidos. Conscientes de la importancia de permanecer hidratado, los aspirantes llevan consigo botellas de agua, refresco y zumos de diversos sabores. Asimismo, es común que se cuenten con barras energéticas, chocolates y otros tipos de dulce que eviten que el cuerpo consuma las reservas de glucosa, necesaria para el buen funcionamiento de la memoria. De ahí, que sea tan común encontrar productos llenos de azúcar que sean cruciales en los momentos más difíciles de la prueba, pero que no generen mucho ruido, evitando molestar a los demás aspirantes.

El 'set' no estaría completo sin un reloj que, apoyado sobre la mesa, facilite el control del tiempo, informando al candidato MIR sobre cuánto tiempo le queda para responder a las preguntas pendientes o, incluso, de cuántos minutos dispondrá para revisar su prueba. Algunos de los candidatos optan, ante las condiciones climatológicas, llevar alguna prenda de ropa extra, permitiéndole combatir el frío del aula en caso de que sea mayor al estimado.

Las herramientas no pueden estar listas sin un toque más personal. Algunos optan por llevar consigo algún objeto que les traiga suerte, un amuleto que usualmente vinculan con un aspecto significativo de su vida o de un ser querido. Para otros, la solución está en pedir un poco de ayuda celestial, por lo que se encomiendan a vírgenes y santos que les acompañan representados en estampitas. En cualquier caso, lo importante es contar con todos los elementos que les permitan sobrevivir al MIR y obtener la tan anhelada plaza de residente.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.