23 de agosto de 2017 | Actualizado: Martes a las 18:40
Especialidades > Farmacia Hospitalaria

"Anulada" la especialidad de Farmacia Hospitalaria y Atención Primaria

La comisión de la especialidad queda en suspenso y se creará una nueva

José Luis Poveda (izquierda) y Juan Carlos Valenzuela.
"Anulada" la especialidad de Farmacia Hospitalaria y Atención Primaria
Marcos Domínguez
Miércoles, 08 de febrero de 2017, a las 14:50
El Ministerio de Sanidad ha decidido dejar en suspenso la especialidad de Farmacia Hospitalaria y de Atención Primaria a raíz de las sentencias del Tribunal Supremo que anularon el Real Decreto de troncalidad, ha confirmado a Redacción Médica el presidente de la Comisión Nacional de la Especialidad, José Luis Poveda.

Poveda ha explicado que ha sido este miércoles cuando ha recibido la notificación oficial por parte del ministerio. “Es una mala noticia porque significa un retraso en algo que la propia Comisión de Recursos Humanos estimaba necesario”, ha explicado. “Es una situación extraña volver al punto de partida después de muchísimo trabajo realizado, con una visión muy clara de no dividir los ámbitos asistenciales y trabajar por un farmacéutico con competencias en ambos”.

Así pues, la Comisión Nacional de la Especialidad de Farmacia Hospitalaria y Atención Primaria queda en suspenso, teniendo que formarse ahora una nueva Comisión de la Especialidad de Farmacia Hospitalaria, a secas, explica el también expresidente de la Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria (SEFH).

El vicepresidente de la comisión recién suspendida, Juan Carlos Valenzuela, ha comentado que desde que enviaron el borrador del programa de la especialidad, a principios de diciembre, Sanidad no se había puesto en contacto con ellos para comunicar posibles alegaciones al texto. Fue al llamar a técnicos del ministerio, el pasado lunes, cuando le informaron de las novedades, si bien ha sido este miércoles cuando ha llegado la notificación oficial.

Poveda cree, no obstante, que “el trabajo que se ha hecho durante estos dos va a ayudar a la nueva comisión que se cree a formar un farmacéutico con mayores conocimientos y competencias en el ámbito de Atención Primaria para poder desarrollar sus máximas funciones”. El programa de la especialidad no se renueva desde el año 1999, por lo que Poveda considera necesario que se renueve lo antes posible.

Composición de la comisión

La Comisión Nacional de la Especialidad de Farmacia Hospitalaria y de Atención Primaria, explica su presidente, ha estado compuesta, “por parte de las comunidades, cuatro miembros; dos del Ministerio de Educación y dos representantes, uno de Sefap (la Sociedad Española de Farmacia de Atención Primaria) y otro de la SEFH”. En este caso, aun sin conocer nuevos plazos, “se trataría de volver al punto de partida, con dos representantes de la Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria”.

Por parte de las comunidades, continúa Poveda, “se promulgarán los que consideran, y por parte de la Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria se enviarán los nombres oportunos; a partir de ahí el Ministerio la puede constituir, no tiene que tener demasiado problema”. La "coletilla" de Atención Primaria desaparece "y también la composición equilibrada paritaria para que los que formen parte de ella tengan que trabajar en hospital o Primaria".

Cumplimiento de la ley

Fuentes del Ministerio de Sanidad aseguran a Redacción Médica que la reestructuración de la Comisión Nacional de Farmacia Hospitalaria no es una iniciativa promovida por la cartera sanitaria. “Quien ha declarado nulo el Real Decreto de Troncalidad ha sido el Tribunal Supremo, obligando a que la especialidad de Farmacia Hospitalaria perdiera su área de Atención Primaria y su comisión nacional se deba adaptar, eliminando a todos los vocales de Atención Primaria”, explican desde la administración pública.

En este sentido, Sanidad han precisado que el cambio normativo ha sido explicado tanto a la Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria (SEFH) como a la Sociedad Española de Farmacéuticos de Atención Primaria (Sefac), dejando claro que se trata del proceso lógico a seguir ante la anulación del Real Decreto que regulaba el nuevo modelo de la formación sanitaria especializada.