Los decanos de Enfermería descartan una prueba de aptitud antes del grado

La presidenta de la Conferencia Nacional de Decanos de Enfermería confía en su actual modelo formativo

Imagen de una sala durante un examen.
Los decanos de Enfermería descartan una prueba de aptitud antes del grado
mié 13 noviembre 2019. 16.20H
La Conferencia Nacional de Decanos de Enfermería ha descartado la necesidad de una prueba de aptitud personal para el acceso al Grado de Enfermería. La presidenta del organismo Cristina Monforte se lo ha comunicado así a Redacción Médica tras ser preguntada por el proyecto del gobierno de Cataluña por el que los futuros estudiantes de Ciencias de la Salud demostrarían sus valores humanísticos.

Según explicaron a este medio desde la Secretaría de Universidades e Investigación de la Generalitat esta iniciativa está siendo "estudiada por el grupo de decanos de las facultades de Medicina", quienes están analizando la implantación de esta prueba, pero sólo en esta área. Aun así, los enfermeros han considerado que es un trámite no necesario puesto que consideran que su actual sistema ya trabaja “profundamente” en desarrollar estas aptitudes.

“Somos un grado eminentemente humanístico y no nos planteamos. Nosotros lo trabajamos muy profundamente a lo largo del grado. Nuestros alumnos de Enfermería, junto con las 2.300 horas de prácticas que realizan, están acompañados por un tutor académico que acompaña al alumno y trabaja todo lo relacionado con actitud profesional, valores humanísticos, perfil…”, enumera la decana.

Monforte asegura que, de momento, no han detectado que este modelo haya que modificarlo o cambiarlo.  “Seguro que podemos mejorarlo y eso nos beneficia a todos pero en este momento a nadie en la Conferencia de Decanos ha levantado la voz para cambiarlo”, ha puntualizado.


La visión catalana


El objetivo principal de la prueba catalana es que "los alumnos demuestren cuáles son sus valores humanísticos". A este respecto, los decanos de Medicina también se han pronunciado aseguran que su área precisa de una serie de aptitudes que no dependen de una calificación “y de una nota de acceso sino de cuestiones de tipo personal, por lo tanto creemos que deben tenerse en cuenta".

"Los graduados de Medicina y posteriores especialistas toleran mal la frustración y la incertidumbre y llegan a casos extremos. Además, entre la población de estudiantes de Grado nos encontramos con situaciones mentales complejas, y no podemos dejar esta cuestión de lado", explica el decano. "En Cataluña estamos trabajando en este tema tanto desde la Consejería de Sanidad como desde la de Universidades", detallaba Joan San, decano de la facultad de Girona y miembro del organismo.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.