Detenido tras ayudar a morir a su mujer con una enfermedad terminal

La falta de una ley que regule la eutanasia deriva en penas de cárcel de más de 10 años

Un agente de la Policía Nacional.
Detenido tras ayudar a morir a su mujer con una enfermedad terminal
jue 04 abril 2019. 13.10H
La Policía Nacional ha detenido en Madrid a un hombre acusado de suminisitrar una sustancia a su mujer, enferma en fase terminal, para ayudarle a morir en su domicilio. Según fuentes de la investigación, los sanitarios del Summa acudieron poco antes de las tres de la tarde de este miércoles al domicilio del matrimonio, donde unicamente pudieron confirmar el fallecimiento de la mujer y alertaron a la Policía de que el marido le había suministrado una sustancia para provocar su muerte a su mujer.

"A esta mujer no se le han otorgado las posibilidades de haber sido cuidada mejor"



Los agentes se personaron en la casa, donde el detenido manifestó que le había suministrado una sustancia para provocarle la muerte a su mujer, enferma de esclerosis múltiple en fase terminal. La fallecida, de nacionalidad española y de 62 años, estaba enferma de esclerosis múltiple desde los 32 y su marido quiso ayudarla a morir, porque así lo deseaba ella.

Durante todo este tiempo, habría estado dependiendo de los cuidados de su pareja, que le administraba morfina para ayudarle a calmar los dolores. El Grupo V de Homicidios se encarga de la investigación y el detenido, que se encuentra en los calabozos de la comisaría de Tetuán, pasará a disposición judicial este viernes, acusado de un delito de homicidio. 

Según el artículo 143 del Código Penal, el que induzca al suicidio a otro hasta la muerte está penado con una pena de seis a diez años de prisión. No obstante, "el que causare o cooperare activamente con actos necesarios y directos a la muerte de otro, por la petición expresa, seria e inequívoca de éste, en el caso de que la víctima sufriera una enfermedad grave que conduciría necesariamente a su muerte, o que produjera graves padecimientos permanentes y difíciles de soportar, será castigado con la pena inferior en uno o dos grados a las señaladas".

Suicidio asistido 


Por su parte, el presidente de la Comisión Deontológica de la Organización Médica Colegial (OMC), Juan José Rodríguez Sendín, considera que este acto no puede ser calificado como un caso de eutanasia, sino que entraría dentro de la consideración de "suicidio asistido", y ha lamentado que en el desarrollo de estos casos pueda ser determinante la falta de garantías y acceso a los cuidados paliativos.

"A esta mujer no se le han otorgado las posibilidades de haber sido cuidada mejor. Probablemente debería de haber sido cuidada mucho mejor, con más facilidades y ayudas, y más posibilidades durante los años que ha tenido el problema", ha señalado a título personal en una entrevista a Europa Press, donde ha manifestado su "profundo respeto" por la decisión tomada supuestamente "por amor" y "en pareja".

"La única posición puede ser respecto y compasión, no creo que nadie sea partidario de que a alguien se le castigue por esto", ha añadido, señalando que sería "absurdo y ridículo" criticar lo ocurrido porque, ante esta "lamentable" situación, solo puede tener "profundo respeto"

Respecto a la posición de la OMC, tras recordar que antes de emitir una opinión este tema deben pasar por al Asamblea General, ha señalado que desde la institución de la que es expresidente existe una posición clara respecto a la eutanasia, "que tiene otras connotaciones" diferentes a lo ocurrido.

Respecto a la eutanasia, ha señalado que "lo que da reparo no es intentar evitar la autonomía del paciente, si no que se regule algo que de una puerta abierta aquellos que son más débiles y se les provea de la muerte cuando pudiera ser evitable".

Derecho a morir  


La asociación Derecho a Morir Dignamente (DMD) ha emitido un comunicado en el que confirma que Carrasco, de 69 años, padecía desde 1989 una esclerosis múltiple, que la hizo "dependiente para todas las actividades de la vida diaria".

Según la asociación, que defiende la eutanasia, María José expresó "de forma reiterada y firme" su voluntad de morir. Para DMD se trata de una "muerte voluntaria" y en una 2sociedad democrática, basada en el respeto a la libertad individual" resulta "inaceptable" que ayudar a un apersona a disponer de su vida "libremente esté castigado en el Código Penal".

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.