14 nov 2018 | Actualizado: 14:30

Un estudio probará el beneficio de las estatinas en el parkinson

La simvastatina parecía afectar a la acumulación de la proteína alfa-sinucleína

Lunes, 11 de enero de 2016, a las 16:40
Investigadores de la Universidad de Plymouth, en Reino Unido, coordinarán un estudio para probar si un fármaco comúnmente utilizado para reducir los niveles de colesterol, la simvastatina, puede convertirse en un tratamiento eficaz frente a la enfermedad de Parkinson.
 

Tom Isaacs, cofundador de The Cure Parkinson's Trust.

Los resultados de un estudio publicado recientemente en pacientes con esclerosis múltiple mostró que la simvastatina parecía afectar a la acumulación de la proteína alfa-sinucleína, que ha demostrado ser clave en el desarrollo del Parkinson, lo que “podría convertirlo en un tratamiento eficaz para frenar la progresión de la enfermedad”, ha destacado Tom Isaacs, cofundador del programa The Cure Parkinson's Trust (CPT), en el que se enmarca este trabajo.
 
En el estudio participarán un total de 21 centros y 198 pacientes con Parkinson que no haya iniciado ningún tratamiento con estatinas, y forma parte de una iniciativa en la que se están analizando diferentes compuestos para ver su potencial para retrasar, frenar e incluso revertir este trastorno, tras haber demostrado previamente su seguridad dado que muchos de ellos ya están aprobados frente a otras dolencias.
 
De hecho, como parte de dicha iniciativa ya se han iniciado ensayos clínicos con algunos tratamientos para la diabetes o la disfunción mitocondrial, entre otros.
 
“Es alentador ver como nuevos compuestos que ya están aprobados y son seguros en humanos pueden probarse frente al Parkinson, para cuyo tratamiento se han producido pocas innovaciones”, ha celebrado Camille Carroll, directora de la investigación.
 
El Parkinson es una enfermedad neurodegenerativa que afecta al movimiento y al habla, y actualmente no existe ningún tratamiento que permitar su cura ni tampoco se sabe mucho sobre los factores que favorecen su desarrollo. A nivel mundial se estima que afecta a entre 10 y 20 millones de personas, cifra que podría duplicarse en el año 2030.

ENLACES RELACIONADOS:


Un tratamiento permite a los pacientes con temblores y párkinson retomar su vida normal (12/11/2015)
 
Un fármaco de Novartis para el cáncer mejora las habilidades en pacientes con Parkinson (18/10/2015)
 
Identifican un gen que influye en el párkinson y la demencia (09/10/2015)
 
La hepatitis C, ligada a un mayor riesgo de Parkinson (28/12/2015)