Redacción Médica
16 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 20:10

Se regula la participación de los sanitarios en la eficiencia del sistema

La creación de Redes de Expertos será de carácter consultivo para la definición de criterios de política sanitaria

Martes, 15 de diciembre de 2015, a las 11:45
Redacción. Toledo
El Diario Oficial de Castilla-La Mancha ha publicado la orden por la que se regula la estructura, organización y funcionamiento de las Redes de Expertos y Profesionales del Sistema Sanitario de Castilla-La Mancha. Esta iniciativa implica la participación de los profesionales sanitarios en la toma de decisiones para mejorar la eficacia y la calidad de los servicios públicos que se prestan a los ciudadanos.

Jesús Fernández, consejero de Sanidad regional.

Asimismo, estas Redes contarán con la participación de los ciudadanos, a través de colegios profesionales, asociaciones de pacientes o sociedades científicas. En este sentido, las Redes de Expertos y Profesionales se configuran como unidades de carácter consultivo y composición multidisciplinar, "constituidas para la definición de criterios homogéneos en la gestión de las distintas políticas sanitarias, así como para la valoración y toma de decisiones que afecten al conjunto de la organización", ha explicado el Gobierno en nota de prensa.

Las diferentes Redes estarán constituidas por un Consejo de Dirección, un Consejo Consultivo y una Coordinación. Tanto la pertenencia como la colaboración con las redes de expertos, es de carácter voluntario y podrán constituir méritos valorables en los ámbitos de la carrera profesional y la productividad.

Objetivos concretos

Entre los objetivos de las Redes de Expertos y Profesionales se encuentra garantizar la calidad, seguridad y dignidad de los pacientes; impulsar y mejorar la participación de los profesionales sanitarios en la toma de decisiones que afecten a la organización en su conjunto; así como mejorar la calidad y la eficiencia de los servicios sanitarios que se prestan a los ciudadanos.

Por otra parte, buscarán la disminución de la variabilidad de la práctica clínica; mejorar los resultados en salud a través de los proyectos comunes; avanzar en la implementación de estrategias que apuesten por la sostenibilidad del sistema; favorecer la identificación de los profesionales con los objetivos de sus unidades y centros; y acercar la organización y la toma de decisiones a las necesidades de los pacientes.