Redacción Médica
19 de julio de 2018 | Actualizado: Jueves a las 13:20
Miércoles, 21 de noviembre de 2012, a las 14:03

Redacción. Palma
El consejero de Salud, Martí Sansaloni, ha presentado el plan de equilibrio financiero para mantener abiertos los hospitales General y Joan March. Pese a que prevé un ahorro de 12,2 millones de euros en 2013, conllevará despidos y reubicaciones de profesionales.

Martí Sansaloni, consejero de Salud.

Sansaloni no ha querido concretar la cantidad de trabajadores que se verán afectados por esta medida, puesto que el plan no es un "documento cerrado", sino que será negociado con los sindicatos, previsiblemente la próxima semana.

El consejero ha comunicado además que “se eliminará la entidad pública Gestión Sanitaria de Mallorca (Gesma), lo que junto al citado plan de ordenación de recursos humanos en los dos hospitales citados permitirá un ahorro de 3 millones de euros”, al que hay que sumar una reducción de 1,8 millones de euros provenientes del laboratorio de Son Llàtzer que pagaba Gesma.

Sansaloni ha continuado señalando que “se añadirá un ahorro de 6,6 millones correspondientes a las medidas de eficiencia que ya han empezado a aplicarse, como la reducción del coste de la cama sociosanitaria que ha pasado de 375 euros diarios en abril de 2012 a los 330 euros actuales”.

En este sentido, ha apuntado que el dinero que falta para alcanzar el objetivo de ahorro de 12,2 millones de euros corresponde a la "mejora en la gestión del flujo de pacientes crónicos a los centros sociosanitarios públicos y concertados”.

Por último, tampoco ha concretado cuándo se pondrá en marcha el plan, aunque se barajan como fechas finales de diciembre o principios de enero de 2013.