17 nov 2018 | Actualizado: 13:45
Lunes, 23 de marzo de 2015, a las 16:35
Redacción. Murcia
La Región tratará a partir del próximo 1 de abril a 2.000 afectados de hepatitis C, de las 3.733 personas que hay diagnosticadas con esta enfermedad, con antivirales de última generación. Con esta medida, que se enmarca dentro del Plan Estratégico de Abordaje Integral de la Hepatitis C, que será aprobado el jueves en el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud, Sanidad pretende erradicar en los próximos 3 años cualquier atisbo de virus en los pacientes que se han sometido al tratamiento.

Catalina Lorenzo.

La consejera de Sanidad y Política Social, Catalina Lorenzo, ha comparecido en la Comisión de Sanidad de la Asamblea Regional, para informar a los grupos parlamentarios de los detalles de dicho plan, cuantificado en 45 millones de euros.

Lorenzo ha explicado que de los 3.733 pacientes de hepatitis C en la Región solo son susceptibles de recibir tratamiento 2.000 personas. "El plan establece que estos antivirales han de prescribirse solo a los pacientes con fibrosis significativa o fibrosis en grado 2, 3 o 4", ha aclarado.

Este plan tiene una duración de tres años y costará 45 millones de euros a la comunidad autónoma. Si bien, según ha indicado la consejera, el Ministerio de Hacienda adelantará el dinero a través de un crédito y la Región deberá devolverlo en un plazo de 10 años. En España se estima que serán tratados 52.000 pacientes y el importe global de los tratamientos supondrá 727 millones de euros.

Durante el pasado año se trató en la Región a 251 pacientes con los medicamentos disponibles para la Hepatitis C y desde el 1 de enero de este año se han comenzado a tratar a 196 personas más. Los antivirales que recoge el Plan Estratégico se prescribirán "siguiendo los criterios médicos", ha precisado la consejera de Sanidad, que también ha incidido en que "muchas de las acciones enmarcadas en el Plan ya se están llevando a cabo en la Comunidad desde hace tiempo".

Por otro lado, Lorenzo ha calificado esta actuación como "ambiciosa", debido a que se ha diseñado "en un tiempo récord" y recogiendo "todas" las aportaciones, incluso las de la Plataforma de Afectados por Hepatitis C, "aproximándose a todas las recomendaciones propuestas desde la Asociación Americana para el Estudio de las Enfermedades Hepáticas".

PSOE e IU-Verdes han insistido en que debe ser el Gobierno nacional el que financie el tratamiento y no la comunidad. Tanto el portavoz de IU-Verdes, José Antonio Pujante, como la diputada del PSOE, Teresa Rosique, han señalado que la financiación de la Región "es deficitaria y la situación no es igual en todas las comunidades".