22 nov 2018 | Actualizado: 12:00

Sanidad forma a técnicos para controlar el chikungunya

Desde la consejería apuestan por la “necesaria” colaboración entre las administraciones

Lunes, 31 de agosto de 2015, a las 15:43
Redacción. Valencia
La Comunidad Valenciana se ha puesto manos a la obra tras confirmarse el primer caso autóctono de infección por el virus chikungunya en España, concretamente en Gandía el pasado 7 de julio. De este modo, la Consejería de Sanidad se ha encargado de formar a un equipo de técnicos municipales para el control de plagas y la elaboración de material que ayude a la identificación de posibles focos.

Carmen Montón.

Esta medida se suma al trabajo desarrollado desde el denominado grupo de trabajo de vectores (insectos que pueden transmitir enfermedades) de la región en el que se integran miembros de la consejería de Sanidad Universal y Salud Pública, la consejería de Agricultura, Medio Ambiente, Cambio Climático y Desarrollo Rural, las diputaciones, la Federación Valenciana de Municipios y Provincias y la Universidad de Valencia.

Sanidad ha recordado que los tratamientos contra vectores y el control de plagas son competencia municipal; aún así, y dada la complejidad el problema, apuesta por la necesaria colaboración de todas las administraciones, supervisando y asesorando de este modo a los ayuntamientos de la región. 

A nivel nacional el ministro de Sanidad, Alfonso Alonso, ha resaltado que las comunidades autónomas están estableciendo los programas de control pertinentes para combatir al mosquito tigre.

El Cecova reclama formación para los sanitarios

Por su parte, el Consejo de Enfermería de la Comunidad Valenciana (Cecova) ha pedido a Sanidad que se imparta formación para todo el personal sanitario y “que no solo se incluya a los médicos de Familia en las acciones formativas diseñadas desde el Ministerio”.

“Consideramos imprescindible incluir en dicho plan, no solo a los médicos del primer nivel asistencial, sino también a los profesionales de Enfermería y al resto del personal sanitario”, apuntan desde el Cecova y proponen a las autoridades regionales “echar la vista atrás y poner en práctica todo lo aprendido con la gestión de la crisis del ébola para no cometer los mismos errores en materia de formación e información”.