Redacción Médica
24 de septiembre de 2018 | Actualizado: Lunes a las 19:05

Sanidad estudia abrir la prescripción a Fisioterapia

Ahora la Ley del Medicamento de 2006 no les autoriza a dispensar fármacos o productos sanitarios

Lunes, 25 de febrero de 2013, a las 15:35

Redacción. Madrid
El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad está manteniendo contactos con el Consejo General de Fisioterapeutas para ver el alcance que podría tener alguna modificación legislativa para incluir a los titulados universitarios en Fisioterapia dentro de los profesionales sanitarios capacitados para ordenar la prescripción de medicamentos en el ámbito de sus competencias.

Juan Antonio Martín Urrialde preside a los fisioterapeutas.

Así lo asegura el Ejecutivo en una respuesta parlamentaria dirigida a la portavoz de Sanidad de CiU en el Congreso, Conxita Tarruella, después de que en octubre el Consejo General de Colegios de Fisioterapeutas de España (CGCFE) se reuniera con la ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Ana Mato, a quien pidió facilitar el acceso de los ciudadanos a sus cuidados dentro de la Sanidad pública.

Además, en diciembre, el PP registró una iniciativa en el Congreso en la que instaba al Gobierno a autorizar a los fisioterapeutas, en el marco de sus competencias, al uso, la indicación y la autorización de dispensación de medicamentos y productos sanitarios no sujetos a receta médica, y relacionados con el ejercicio de su profesión, mediante la correspondiente orden de dispensación.

La iniciativa, recogida por Europa Press, fue registrada para su debate en la Comisión de Sanidad y Servicios Sociales, explicaba que, según la Ley de 2006 de Garantías y Uso Racional de los Medicamentos y los Productos Sanitarios o 'Ley del Medicamento', estos especialistas no están autorizados para dispensar medicamentos o productos sanitarios.

Eso sí, al mismo tiempo precisaba que, la prescripción de productos sanitarios no sujetos a receta médica, "resulta viable", ya que los nuevos títulos de grado en Fisioterapia contemplan la adquisición de conocimientos para uso de medicamentos y productos ortoprotésicos y sanitarios. "Cualifica profesionalmente a este colectivo para poder prescribir dentro de su ámbito de actuación", puntualiza el PP. De este modo, cree igualmente que se equipararía la profesión de fisioterapeuta en España con la existente en Europa y en otros países extracomunitarios.

Es más, advertía de que el desafío en la complicada coyuntura en la que se encuentra el Sistema Nacional de Salud, es asegurar la calidad de la prestación en un marco descentralizado, capaz de impulsar el uso racional de los medicamentos y productos sanitarios, en el que el objetivo central sea que todos los ciudadanos sigan teniendo acceso a los mismos, cuando y donde lo necesiten, y en condiciones de efectividad y seguridad.

"La inclusión del fisioterapeuta entre los profesionales con competencias específicas para la prescripción es razonable en productos sanitarios que permitan su desarrollo profesional pleno y un mejor control del gasto sanitario, reduciendo de este modo el proceso intermediario habitual", esgrime igualmente.

No es el primer intento

Precisamente, no se trata de la primera vez que el Grupo Popular intenta que los fisioterapeutas tengan capacidad para dispensar medicamentos o productos sanitarios. De hecho, el Pleno del Senado rechazó en 2006 una enmienda presentada por el Grupo Popular, con el apoyo del PNV, que permitiría a los fisioterapeutas estas facultades.

El Consejo General de Colegios de Fisioterapeutas de España (Cgcfe) fue el promotor entonces de la inclusión de estos profesionales sanitarios en la conocida como 'Ley del Medicamento' para dar continuidad al proceso asistencial, así como equiparar la fisioterapia al nivel que ocupa en otros países europeos, donde sí se permite prescribir a estos profesionales sanitarios.

En este sentido, destacaba que los datos obtenidos de una encuesta realizada por el propio Consejo según los cuales un 92,65 por ciento de los fisioterapeutas encuestados considera que la recomendación de productos sanitarios y farmacológicos es una práctica habitual en el desempeño de su labor profesional.

Esta encuesta revelaba que son los propios usuarios los que demandan esa recomendación a los fisioterapeutas, por ser los protagonistas más directos en su recuperación funcional.