19 nov 2018 | Actualizado: 18:10

Nuestra Señora de Candelaria lidera la búsqueda de factores genéticos implicados en el asma

El centro hospitalario se ha establecido una colaboración a escala mundial para analizar muestras de ADN de niños asmáticos

Domingo, 27 de marzo de 2016, a las 16:31
Redacción. Tenerife
 
El grupo de Farmacogenética de Enfermedades Complejas de la Unidad de Investigación del Hospital Universitario Ntra. Sra. de Candelaria liderará el mayor estudio mundial de búsqueda de factores genéticos implicados en la respuesta a tratamientos del asma, según ha anunciado la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias.

A la derecha, María del Mar del Pino, investigadora principal grupo Farmacogenética Unidad de Investigación del Hospital de La Candelaria.

El asma es la enfermedad crónica más común en la infancia y supone un problema sanitario y económico importante. Actualmente para su tratamiento existen diferentes medicamentos que se centran en disminuir el estrechamiento y la inflamación de las vías respiratorias. La reacción a estos medicamentos es variable según los individuos y grupos poblacionales pero se conoce que existe un componente genético común a todos. Por ejemplo, aunque la mayoría de los niños responden bien a la terapia estándar con corticoides inhalados, una gran proporción de ellos siguen teniendo síntomas a pesar del uso regular de dicho tratamiento y en algunos casos estos síntomas son graves.

"De ahí la importancia de estudiar cuáles son los factores genéticos implicados en la respuesta al tratamiento del asma, ya que permitiría identificar qué medicación o qué terapia es la más adecuada para cada individuo, lo que se conoce como medicina de precisión o personalizada", explica María del Mar del Pino, investigadora principal del grupo de Farmacogenética de la Unidad de Investigación del HUNSC, compuesto por los científicos Almudena Corrales, Natalia Hernández y Antonio Espuela.
 
Para ello se ha establecido una colaboración a escala mundial para analizar muestras de ADN de niños asmáticos que responden de distinta manera a los tratamientos disponibles. Esta iniciativa se traduce en la puesta en marcha del Consorcio Internacional de Farmacogenómica del Asma en Niños, denominado PiCA (Pharmacogenomics in Childhood Asthma), que aúna a un total de veinte grupos de investigación de doce países distintos (Alemania, España, Estados Unidos, Canadá, Reino Unido, Suecia, Dinamarca, Países Bajos, Eslovenia, Rumanía, Grecia y Singapur) y reúne datos de 15.000 pacientes.
 
Este consorcio ha sido recientemente financiado con un proyecto del Programa Europeo de Acción Conjunta Internacional, bajo el Horizonte 2020, dotado con 986.000 euros.
 
Participación del ITER

 
Como parte de este proyecto, La Candelaria se encargará de analizar los datos genómicos de esta cohorte de pacientes con el fin de identificar genes relacionados con la respuesta al tratamiento. Este análisis será posible gracias a un acuerdo de colaboración con el Instituto de Energías Renovables (ITER), que permitirá el uso del superordenador Teide-HPC, el segundo más potente de España. Estos datos se integrarán con la información obtenida en otros centros internacionales participantes en el proyecto sobre la composición química del aire exhalado por los pacientes asmáticos, la composición bacteriana de su saliva y heces y los cambios en la expresión de los genes en respuesta al tratamiento.
 
"Entre los objetivos a alcanzar en los próximos tres años se encuentra poder desarrollar un método de predicción de la respuesta al tratamiento del asma en niños empleando biomarcadores no invasivos e identificar nuevas dianas terapéuticas sobre las que desarrollar futuros fármacos", recalca Del Pino.