13 nov 2018 | Actualizado: 18:50

La larga espera para entrar a consulta, principal queja de los pacientes en AP

Los encuestados están satisfechos con el funcionamiento de los centros de salud y les otorgan una nota media de 8,4 puntos

Martes, 09 de abril de 2013, a las 16:06

Redacción. Madrid
Los usuarios de la sanidad están satisfechos con el funcionamiento de los centros de salud españoles y les otorgan una nota media de 8,4 puntos sobre 10, siendo los aspectos mejor valorados la limpieza, la accesibilidad, la cercanía y las explicaciones del médico. Así lo afirman los resultados de un estudio realizado por Eroski Consumer con las valoraciones de 960 pacientes mayores de edad de 48 centros de salud distribuidos en 12 provincias españolas.

Fuente: Eroski Consumer.

Sin embargo, la puntualidad en los centros de salud es claramente un aspecto que mejorar a juicio de los encuestados: el 86 por ciento de los pacientes cronometrados tuvieron que esperar una media de 22 minutos a entrar en la consulta del médico. Las diferencias son notables por provincias: mientras en Barcelona la media de retraso en la atención al paciente apenas alcanzó los 8 minutos, en Valencia se superaban ampliamente los 52 minutos (seis veces más).

De los 960 pacientes controlados, solo un 4 por ciento entró en la consulta del médico con antelación a la hora en que estaba citado. Un caso especial fue Murcia. En tres de los cuatro centros de salud analizados, el 63 por ciento de los pacientes controlados ni siquiera tuvieron que esperar: entraron una media de 13 minutos antes. Durante los días en los que se realizó la observación, una gran proporción de los pacientes no acudieron a su cita, por lo que el resto de usuarios entraron mucho antes de la hora a la que estaban citados.

Tan solo un 10 por ciento de los pacientes cronometrados consiguió que le atendieran a la hora exacta de su cita, mientras que un 86 por ciento tuvo que esperar: más de la mitad hasta 15 minutos, un 22 por ciento entre 16 y 30 minutos, otro 19 por ciento entre 31 y 60 minutos y un 7 por ciento, 61 minutos o más. Hay diferencias importantes por provincias. Mientras en Barcelona la media de retraso en la atención al paciente fue de 8 minutos, en Valencia se superaban ampliamente los 52 minutos (seis veces más). El motivo es que en los centros de salud analizados en esta provincia es una práctica común que citen a tres e incluso hasta cuatro personas a la misma hora, aseguran los autores del estudio.