19 nov 2018 | Actualizado: 10:20

Las cuentas pendientes entre la OMC y los médicos de Barcelona

El presidente del COMB pone condiciones al pago de algunas partidas en 2015

Viernes, 11 de diciembre de 2015, a las 17:13
Javier Barbado. Madrid
El Colegio de Médicos de Barcelona (COMB) ha hecho dos pagos fraccionados de 300.000 euros cada uno a la Organización Médica Colegial (OMC) desde el mes de septiembre, pero, según reconoce el propio presidente de la entidad provincial, Jaume Padrós, queda pendiente de pago una deuda en cuya cuantía no se pone de acuerdo con el presidente del Consejo General, Juan José Rodríguez Sendín.

Los presidentes del Colegio de Médicos de Barcelona, Jaume Padrós, y de la OMC, Juan José Rodríguez Sendín.


La suma que este último reclama al COMB se cifra en 1.561.000 euros, en tanto que la reconocida por Padrós es de 1.262.371,83 euros contabilizados hasta el 31 de diciembre de 2014. ¿Cuál es la razón de la discrepancia? Según fuentes consultadas por Redacción Médica, se trata de las cuotas que debe pagar todo colegio provincial al Consejo General  y diferentes partidas como, por ejemplo, las relacionadas con el área de la tecnología o los abonos a cargo de la Fundación Patronato de Huérfanos y Protección Social de Médicos Príncipe de Asturias.

En una carta enviada esta misma semana a Sendín, el presidente del COMB recalca su desacuerdo con las donaciones a la fundación referida por venta de certificados médicos, “práctica a la que nos oponemos y cuyos  pleitos por asuntos análogos (…) han sido ya desestimados en dos ocasiones por los tribunales”, reza la misiva.

Petición de un convenio bilateral

Padrós reivindica a la OMC la formación de un convenio bilateral que, de forma negociada, determine las partidas e importes que debe abonar el Colegio de Barcelona al Consejo General en concepto de aportaciones.

Y cita una sentencia del Tribunal Constitucional que respalda, de forma indirecta, la legalidad de ese reclamo. “Tanto la ley como la interpretación constitucional permiten sostener, pues, la legitimación del COMB para demandar el establecimiento de un convenio con el Consejo General que regule sus relaciones recíprocas”, añade.

De acuerdo con Padrós, el Consejo General debe exigir el devengo de una serie de partidas pero no de otras, cuyo pago debe dejarse, en su opinión, al arbitrio de los colegios autonómicos en tanto en cuanto no se llegue al convenio o acuerdo bilateral. Por ello –advierte en el último párrafo–, aunque el COMB se compromete a abonar su deuda hasta 2014, el ejercicio de este año lo supedita al pago solamente de aquellas prestaciones que considere propias del Consejo General “cuyo detalle podrás conocer someramente en la Asamblea próxima”, añade dirigiéndose a Sendín.

ENLACE RELACIONADO:

Acceda a la carta remitida por Jaume Padrós al presidente de la OMC