Redacción Médica
18 de julio de 2018 | Actualizado: Miércoles a las 10:40

Las cuentas de sanidad pasan intactas el primer examen de los Presupuestos

La segunda jornada del debate ha acogido discusiones sobre la financiación autonómica

Miércoles, 26 de agosto de 2015, a las 13:51
Marcos Domínguez. Madrid
Por 185 votos en contra frente a 151 a favor (más una abstención), el Congreso ha rechazado este miércoles las 12 enmiendas a la totalidad presentadas a los Presupuestos Generales del Estado para 2016. Así, las previsiones de la sanidad se mantienen a la espera de que puedan ser modificadas a través de enmiendas parciales.

Cristóbal Montoro.

En la segunda jornada del debate presupuestario en la Cámara Baja la sanidad ha brillado por su ausencia, a pesar de haber sido abordada profusamente la financiación autonómica (era el turno del Grupo Parlamentario Mixto, compuestos por diversas formaciones nacionalistas). No obstante, a la hora de entrar en detalles han pesado más las infraestructuras (como la ‘Y’ vasca) y los planes de empleo que la salud de los ciudadanos.

Con todo, sí ha habido menciones más o menos explícitas a temas sanitarios. Joan Baldoví, diputado de Compromís, se ha quejado de que estas cuentas dan “128 euros menos” a la Comunidad Valenciana para necesidades de primera instancia como sanidad o educación. Desde la otra punta del país, que no del Hemiciclo, Ana María Oramas, de Coalición Canaria, ha denunciado que “el sistema de financiación de este país es cada vez menos solidario”, y que miles de ciudadanos de su comunidad “tienen que elegir entre pagar las medicinas o comer”. Sin hacer mención explícita, eso sí, al copago farmacéutico.

Presupuestos de la recuperación

Por su parte, el ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, ha asegurado que “no hay ninguna intención de recentralizar” sino que, de hecho, “creemos, desarrollamos y profundizamos el Estado de las autonomías”. El eje de su intervención se ha basado en la recuperación económica, defendiendo una inversión progresivamente mayor conforme se consolide el crecimiento. De ahí que, de momento, estas cuentas contengan sus gastos.

El debate de los Presupuestos no ha hecho más que empezar. Todavía queda la discusión de enmiendas parciales, su paso por el Senado, etc. El objetivo es que estén aprobados antes de unas elecciones generales que todavía no tienen fecha pero que se presumen para noviembre. Es decir, quedan dos meses de actividad frenética para sacar adelante una de las leyes más importantes del curso político.

ENLACES RELACIONADOS

Montoro defiende los Presupuestos para garantizar el pago a los proveedores sanitarios (25/08/2015)