21 nov 2018 | Actualizado: 15:10
Miércoles, 13 de junio de 2012, a las 14:34

Redacción. Oviedo
La Universidad de Oviedo se ha convertido en la primera institución académica española que tiene todos sus espacios cardioprotegidos, después de que este miércoles se cerrase la incorporación de desfibriladores en la totalidad de sus instalaciones.

Del Valle ante un desfibrilador del Espacio Cardioprotegido.

El delegado del rector en Deportes y Salud, Miguel del Valle, ha explicado en la presentación de estos espacios que este proyecto, que se inició hace cuatro años (en el anterior mandato rectoral), reúne un total de 45 desfibriladores repartidos por los tres campus de la Universidad (Oviedo, Gijón y Mieres), tanto en las facultades como en las dependencias administrativas y deportivas.

Según Del Valle, estos equipos son un instrumento "basico" para sacar de una parada cardio-respiratoria a un paciente. La instalación está acompañada de un plan de formación para el personal de la Universidad. Esta iniciativa se enmarca en un proyecto más ambicioso de la institución, que pretende que, además de cardioprotegida, la Universidad sea cardiosaludable. Así, se están elaborando programas de ejercicio físico para prevenir enfermedades cardiorespitratorias.