16 nov 2018 | Actualizado: 00:00

La e-receta llega este martes a la localidad alavesa de Rivabellosa

El próximo 27 de septiembre se instalará en la localidad guipuzcoana de Oñati

Lunes, 17 de septiembre de 2012, a las 19:04

Redacción. Vitoria
La e-receta  continúa con su despliegue en Euskadi y este martes llegará a Rivabellosa (Álava), convirtiéndose así en la tercera localidad vasca donde se implanta tras Derio (Bizkaia) y el barrio vitoriano de Abetxuko. En un comunicado, el Departamento de Sanidad y Consumo del Gobierno vasco ha informado de que Rivabellosa cuenta con un centro de aalud, una oficina de farmacia y un total de 1.185 tarjetas sanitarias individuales.

Rafael Bengoa, consejero de Sanidad y Consumo.

En la actualidad hay 677 pacientes que tienen un tratamiento activo y el 65 por ciento de las prescripciones que se realizan para ellos corresponde a patologías crónicas.

Según ha explicado, los enfermos crónicos son el colectivo “más beneficiado” por la e-receta, ya que “supone una importante mejora para la seguridad en el uso de los medicamentos, puesto que gracias a los sistemas de comunicación entre los profesionales sanitarios y las oficinas de farmacia se evitan errores en la prescripción y se gana en eficacia en el seguimiento de los tratamientos, además de la eliminación de las recetas de papel”.

Por otro lado, ha informado de que desde que se inició el despliegue de la e-receta en Derio y Abetxuko, se han realizado un total de 12.256 dispensaciones y se ha atendido a 4.885 pacientes.

En Derio se han llevado a cabo 5.851 dispensaciones, mientras que en Abetxuko la cifra es de 6.405. El 69 por ciento de las prescripciones realizadas en total corresponde a medicamentos para patologías crónicas.

El despliegue de e-receta, en esta primera fase, continuará el próximo 27 de septiembre en la localidad guipuzcoana de Oñati, que cuenta con un Centro de Salud, cuatro oficinas de farmacia y atiende a 11.309 personas con tarjeta individual sanitaria. El despliegue seguirá durante los próximos meses y se espera que esté operativo en toda Euskadi antes de terminar este año 2012.