16 nov 2018 | Actualizado: 00:00

El Parlamento apoya usar la diálisis peritoneal y acceder a nuevos tratamientos de hepatitis C

Insta a la Xunta, a través del Sergas, para tomar medidas respecto a estos asuntos

Viernes, 15 de marzo de 2013, a las 17:06

Redacción. Santiago
Los cuatro grupos presentes en el Parlamento gallego han acordado este viernes por unanimidad, en dos proposiciones no de ley, instar a la Xunta a que promueva un incremento en el uso de la diálisis peritoneal, así como que favorezca el acceso de los enfermos de hepatitis C a los nuevos tratamientos contra esta dolencia.

Así lo han acordado los parlamentarios del PPdeG, PSdeG, BNG y AGE, que han llegado a una transacción de sus propuestas a raíz de las dos proposiciones no de ley, una presentada por los populares y otra por los nacionalistas.
En este sentido, a raíz de una proposición presentada por los populares gallegos, el Parlamento ha decidido por unanimidad instar a la Xunta, a través del Sergas, a impulsar las "medidas oportunas para que el diseño y las estructuras sanitarias" se adapten "a un aumento progresivo de los tratamientos de diálisis peritoneal".

A pesar de que el texto definitivo no incluyó la enmienda socialista referida a la extensión de las consultas multidisciplinares de enfermedad renal crónica a todos los servicios de nefrología de Galicia, ni la de Alternativa Galega de Esquerda --que hacía mención expresa al rechazo al copago por cualquier servicio derivado de esta atención--, todos los grupos votaron afirmativamente a la iniciativa.

Por otra parte, los cuatro grupos también han dado el visto bueno a una iniciativa presentada por el Bloque Nacionalista Galego, en la que se insta al Gobierno gallego a "garantizar el acceso a los nuevos tratamientos contra la hepatitis C a todas las personas que, según criterios médicos, lo necesiten", así como a promover la colaboración con las asociaciones de pacientes. El texto definitivo ha sido transaccionado con PSdeG y PPdeG.

La iniciativa fue defendida por el nacionalista Carlos Aymerich, en la que constituye su última participación en la Comisión de Sanidade, tras su decisión de abandonar su puesto como diputado del BNG.