13 nov 2018 | Actualizado: 18:50

El Hospital Santa Lucía, a la cabeza en implantación de petición electrónica

Este servicio permite evitar la redundancia y la duplicidad de peticiones

Viernes, 01 de febrero de 2013, a las 12:41

Redacción. Murcia
El laboratorio del Hospital General Universitario Santa Lucía de Cartagena está a la cabeza de la implantación de la petición electrónica gracias, en gran parte, al uso de algoritmos diagnósticos capaces de generar pruebas adicionales a los pacientes según resultados previos, un servicio que complementa su cartera de servicios.

Los resultados de más del 80 por ciento de las pruebas que se solicitan al Laboratorio de Análisis Clínicos del Hospital Santa Lucía "quedan reflejados en la historia del paciente y pueden ser consultados por cualquier facultativo tanto del hospital como en el centro de salud", explica María Dolores Albaladejo Otón, jefe del servicio hospitalario.

En este sentido, "el laboratorio de Santa Lucía es pionero ya que los resultados de las pruebas de sus pacientes se vuelcan directamente en los dos programas, en el OMI de Atención Primaria, y en el Selene, que es con el que se trabaja en el ámbito hospitalario, aumentando la accesibilidad a la información".

Esto supone que, entre otros, "un médico de la Puerta de Urgencias puede acceder a los datos del laboratorio de cualquier paciente y, si por ejemplo, éste es diabético y ha estado en tratamiento en su centro de salud, conocer los resultados que ha obtenido en las analíticas que le haya prescrito su médico de familia". También es posible el proceso a la inversa, "y cualquier médico del centro de salud puede conocer los resultados de un paciente que haya sido ingresado con un proceso agudo y al que se le hayan hecho pruebas complementarias en el hospital".

La petición electrónica y su implantación en los dos ámbitos sanitarios "permiten además evitar la redundancia y la duplicidad de peticiones mejorando la eficiencia en los recursos", añade. En esta línea de la gestión eficiente de recursos, continúa María Dolores Albaladejo Otón, "trabajamos en nuestro laboratorio y hemos desarrollado algoritmos diagnósticos que nos permiten ir generando automáticamente pruebas adicionales en función de los resultados previos de los pacientes".

De esta manera, "y con una sola petición clínica, se generan otras pruebas complementarias que ayudan a su vez a concluir el estudio del paciente pero sólo en los casos necesarios y cuando los marcadores lo aconsejan".

Mejora en el diagnóstico

Durante el año 2012, además, el laboratorio de Análisis Clínicos ha continuado complementando su cartera de servicios con nuevas pruebas diagnósticas que "mejoran los diagnósticos de los pacientes como son las vitaminas, hormonas, fármacos, alérgenos y el análisis de los cálculos urinarios por espectroscopia infrarroja, etc.".

El Laboratorio del hospital de Santa Lucía puede resolver hasta el 95 por ciento de las pruebas solicitadas y es capaz de trabajar con muestras de orina y sangre simultáneamente lo que le convierte en el primer sistema a nivel nacional en el que se unen estas tecnologías. "Permite atender de manera más completa y segura, y en menor tiempo, las peticiones de atención primaria y especializada, lo que en la actualidad supone unas 1.200 peticiones de analítica diarias, y unas 15.000 pruebas diagnósticas por día", concluye.