Redacción Médica
21 de julio de 2018 | Actualizado: Sábado a las 13:50

Cantabria, entre las más concienciadas con la donación de cuerpos a la Medicina

Junto con la de Alicante, la UC es la única con superávit de cadáveres para sus clases prácticas

Jueves, 08 de septiembre de 2011, a las 16:07

Redacción / EP. Madrid / Santander
Actualmente existe una falta de cuerpos humanos para el estudio de la anatomía humana. Esta falta "pone en riesgo" la formación de los estudiantes de medicina que, debido a esta escasez, han de compartir un sólo cuerpo entre muchos estudiantes, según ha explicado el catedrático de Anatomía y Embriología Humana de la Facultad de Medicina de la Universidad de Extremadura, y director de la exposición 'Human Bodies', el profesor Virginio García.

Aun así, existen ciertos casos en los que hay un superávit en las universidades. Destaca el caso de la Universidad de Alicante que dispone de un gran número de cuerpos debido al elevado número de donaciones realizadas por residentes extranjeros en la costa levantina. También es destacable el caso de la Universidad de Cantabria que sin tener un gran número de residentes extranjeros tiene un elevado número de donantes por la concienciación que se tiene sobre la necesidad de donación.

Para García, "es importante que los médicos y enfermeros conozcan los órganos bien para poder conocer su propia anatomía así como especializarse en el trasplante de órganos". "Tener cuerpos humanos es necesario para obtener una completa formación ya que los mecanismos actuales que ayudan al conocimiento de los órganos como los simuladores son complementarios a esta formación y no en sentido contrario", añade García.

España es uno de los principales donantes de órganos a nivel mundial, pero la donación del cuerpo para la ciencia presenta ciertas dificultades que justifican el escaso número de casos. "Entre ellos destaca el hecho de que sólo pueden concederse para el estudio los casos de muerte natural ya que, en el caso de muertes violentas o en extrañas circunstancias, debe realizarse una autopsia, lo que invalida que ese cuerpo pueda destinarse a la ciencia por la 'praxis' médica al realizar esta intervención", puntualiza este experto.