Redacción Médica
20 de septiembre de 2018 | Actualizado: Jueves a las 18:50

Bajada en la prevalencia de las infecciones asociadas a la atención sanitaria

Sanidad anuncia una rebaja del 7,64 % en 2012 frente al 8,68 % registrado en 2008

Lunes, 06 de mayo de 2013, a las 16:10

Redacción. Santiago de Compostela
Según ha anunciado este lunes la consejera de sanidad de Galicia,  Rocío Mosquera, las infecciones nosocomiales, esto es, aquellas contraídas durante la atención o ingreso en un recinto sanitario, han disminuido en 2012 casi un punto con respecto al año 2008, habiéndose registrado un 7,7 % de prevalencia de este tipo de infecciones a nivel nacional.

La consejera, que ha acudido en Santiago a un acto conmemorativo a propósito del Día Mundial de la Higiene de Manos, ha leído un manifiesto en el que ha recordado la importancia de una correcta higiene en los centros hospitalarios para evitar este tipo de infecciones.

Rocío Mosquera.

Mosquera ha hecho mención a la “seria carga” que supone este tipo de enfermedades, que pueden derivar en complicaciones y estancias más prolongadas de los pacientes ingresados, así como al importante gasto económico que implican en centros sanitarios de todo el mundo, recordando que "la simple tarea de limpiarse las manos en los momentos adecuados y de forma adecuada puede salvar vidas".

Aunque la rebaja experimentada en 2012 es notoria, ha señalado que desde Sanidad trabajan para lograr alcanzar una “infección cero” en los procesos asistenciales de sus centros hospitalarios.

Lo cierto es que una de las causas mayoritarias de transmisión de infecciones nosocomiales en pacientes ingresados es la falta de higiene en las manos de los profesionales, algo sobre lo que el Servicio Gallego de Salud ya trabajó en 2009 impulsando la implantación de la Estrategia de la Organización Mundial de la Salud para la mejora de la higiene de manos, entre cuyas recomendaciones se encuentra la limpieza de las manos antes y después del contacto con cada paciente, antes de manipular un dispositivo invasivo, después del contacto con fluidos o excreciones corporales y en definitiva antes o tras la realización de cualquier operación sanitaria que implique contacto directo o indirecto con el paciente.

Las asociaciones de pacientes han manifestado su apoyo a los consejos y recomendaciones  y se han comprometido a “trabajar activamente” en el fomento de la higiene de manos, que incluye asimismo el uso correcto de guantes.

Para el año 2013 se prevé continuar con la formación de profesionales y pacientes en la importancia de la higiene para la prevención de este tipo de infecciones, a través de herramientas como los folletos informativos, que se podrán encontrar en centros sanitarios y lugares de concurrencia.