Redacción Médica
20 de julio de 2018 | Actualizado: Viernes a las 18:30

Administradas 356.000 vacunas de la gripe, un 2% más que en 2014

Osakidetza ha elaborado un plan de contingencia para hacer frente a las necesidades que vayan surgiendo

Sábado, 19 de diciembre de 2015, a las 13:09
Redacción. Bilbao
La campaña de vacunación antigripal de Osakidetza ha concluido con un primer balance de 356.000 vacunas administradas, lo que supone un incremento del 2 por ciento con respecto al año anterior, según ha informado el Gobierno vasco.
 

El consejero de Salud, Jon Darpón, y el director de Asistencia Sanitaria, Antonio Arraiza.

Los datos han sido considerados positivos por el director de Asistencia Sanitaria, Antonio Arraiza, que ha mostrado su satisfacción por haber conseguido una mayor respuesta de las personas incluidas en los grupos de riesgo, ya que "se ha incrementado la cobertura alcanzada en determinados colectivos, como el de las mujeres embarazadas, así como en otros grupos de riesgo".
 
Este aumento de la vacunación se concreta provisionalmente en un 90% más entre las mujeres embarazadas, un 2,68% entre las personas con problemas respiratorios, un 1,54% entre las personas diabéticas y un 1% entre las personas mayores de 65 años.
 
"Si bien la incidencia de la gripe aún es mínima, con una tasa de actividad gripal de 9,9 casos por cien mil personas, se espera que, con la llegada del invierno, los casos comiencen a proliferar, a tenor de lo registrado en otras temporadas", han destacado.
 
Para hacer frente a la llegada de la gripe y conscientes del impacto asistencial que ésta tiene, el Departamento de Salud y Osakidetza han preparado un plan de contingencias que refuerza la organización y los medios, coordina y facilita las líneas de actuación en todos los ámbitos asistenciales de atención para poder dar la respuesta adecuada a las necesidades que vayan surgiendo.
 
Reuniones diarias
 
Según Arraiza se están realizando reuniones diarias con todos los hospitales para ver cómo están evolucionando el número de urgencias y las camas hospitalarias.
 
Además de una coordinación entre la Dirección de Asistencia Sanitaria y los distintos hospitales de la red de Osakidetza, está prevista, si fuera necesario dar respuesta a un incremento de personas que requieran hospitalización por complicaciones derivadas de la gripe, una adecuación de las infraestructuras y recursos hospitalarios.
 
El director de Asistencia Sanitaria de Osakidetza ha avanzado que "entre las medidas contempladas está previsto aumentar los medios materiales con la disponibilidad de apertura de 500 camas con carácter extraordinario y, si fuera necesario, también los de personal para reforzar las urgencias de los PACs y de los hospitales".