Redacción Médica
24 de septiembre de 2018 | Actualizado: Lunes a las 16:10

358 MIR reciben formación en cirugía con simulaciones de operaciones reales

La Consejería tiene previsto realizar 15 ediciones más en el primer semestre de 2016

Lunes, 07 de diciembre de 2015, a las 16:39
Redacción. Sevilla
La Consejería de Salud ha llevado a cabo la formación de 358 médicos internos residentes andaluces mediante la simulación de operaciones reales con un alto nivel de realismo, con el fin de perfeccionar sus competencias técnicas.

Aquilino Alonso, consejero de Salud.

En un comunicado, la Administración andaluza ha indicado que, al respecto, ha organizado 36 ediciones en 2014 y 2015 de los cursos de técnicas básicas microquirúrgicas y laparoscópicas, formando a dichos médicos internos residentes andaluces de las especialidades de cirugía general y del aparato digestivo, ginecología, urología, cirugía pediátrica, otorrinolaringología, traumatología, neurocirugía, cirugía maxilofacial y plástica.

Para ello, las dos acciones formativas se desarrollan en la zona quirúrgica del Complejo Multifuncional Avanzado de Simulación e Innovación Tecnológica (CMAT), donde se cuenta con quirófanos dotados con el mismo equipamiento que los escenarios reales, posibilitando que los profesionales entrenen estas técnicas “mínimamente invasivas” para el paciente favoreciendo su seguridad.

Ambos cursos, organizados a través de la línea Iavante de la Fundación Progreso y Salud, están enmarcados dentro del Programa de Formación en Competencias Específicas (PFCE) del Plan Estratégico de Formación Integral del Sistema Sanitario Público de Andalucía que tiene previsto realizar 15 ediciones más en el primer semestre de 2016, dirigidas a 162 profesionales.

La cirugía laparoscópica es un tipo de intervención quirúrgica de mínima invasión en la que, a diferencia de la “cirugía abierta tradicional”, solo requiere tres pequeñas incisiones de 0,5 a un centímetro.

En este curso, los especialistas en formación tienen la posibilidad de ensayar las habilidades y destrezas de la técnica mediante simuladores virtuales, ‘pelvitrainers’ y tres torres de laparoscopia sobre biorreactivo, reproduciendo así “gran diversidad de situaciones quirúrgicas en distintas estructuras orgánicas, estómago, intestinos, riñones, próstata, vasos sanguíneos, que deben identificar, abordar y suturar”.

Por otra parte, el curso de microcirugía pone a disposición de los residentes el utillaje propio de este tipo de cirugía para que puedan ensayar las técnicas sobre modelos inertes y animales. De este modo aprenderán a realizar anastomosis permeables en vasos de un milímetro de diámetro o anastomosis en estructuras nerviosas de 2 mm de diámetro.