Redacción Médica
23 de septiembre de 2018 | Actualizado: Domingo a las 11:50
Viernes, 09 de octubre de 2015, a las 15:12
Redacción. Zaragoza
El consejero de Sanidad Sebastián Celaya ha explicado este viernes que un total de 358 usuarios se han dado de alta en el sistema desde el pasado 13 de agosto, cuando el Ejecutivo trasladó a los centros de Atención Primaria y Especializada de la Comunidad las instrucciones correspondientes para extender la cobertura sanitaria universal de manera inmediata.

Celaya.

Así lo ha indicado Celaya en su respuesta en la sesión de control del pleno de las Cortes a una interpelación sobre la asistencia sanitaria a inmigrantes formulada por la diputada del grupo parlamentario del Partido Aragonés (PAR), Berta Zapater.

El consejero ha detallado que el número total de usuarios inscritos "como personas extranjeras sin recursos", a fecha de 7 de octubre, "es de 1.299 y de ellos 358 usuarios se han dado de alta" desde el mes de agosto. Celaya ha subrayado que la política de su departamento "es garantizar la asistencia sanitaria al mayor número de personas, para que nadie se quede atrás, para no generar bolsas de pobreza ni exclusión, ni problemas de salud pública".

Celaya ha lamentado que "con la excusa de la crisis y de un informe del Tribunal de Cuentas que decía que había una falta de control en la asistencia sanitaria a ciudadanos europeos", que pasaban largas temporadas en España, el Gobierno central publicó en 2012 el real decreto de medidas urgentes para garantizar la sostenibilidad del sistema de salud, una norma que "se valoró como un ahorro de 7.000 millones y que coincidió" en el tiempo con el rescate bancario, ha apuntado.

El real decreto "constituyó una modificación fundamental del derecho a la protección sanitaria", dado que dejaba sin atención a los extranjeros "no autorizados ni registrados como residentes", excepto a los menores de 18 años. Desde su publicación, el Ministerio no ha abordado "ninguna solución para garantizar la asistencia sanitaria a los extranjeros", mientras que las Comunidades autónomas "reaccionaron de forma diferente" y País Vasco y Navarra fueron las primeras en adoptar medidas para garantizar la cobertura sanitaria.