La Revista

La confianza en estos productos alternativos ha crecido "significativamente" desde 2018

El 26% de pseudociencias sustituyen a tratamientos con evidencia científica


04 jun 2021. 11.00H
SE LEE EN 3 minutos
La confianza depositada en las pseudociencias continúa siendo un peligro a ojos del Gobierno. Especialmente a la luz de una encuesta realizada por el Ministerio de Ciencia sobre la percepción social de la Ciencia y la Tecnología, que revela que 2 de cada 10 personas anteponen este tipo de tratamientos a los que ofrece la Medicina Convencional. 

Según este estudio, un 26,2 por ciento de ciudadanos prefierió recurrir a la pseudociencia antes que a tratamientos avalados por la evidencia científica en 2020. Dos años antes, esta cifra era ligeramente menor, con un 26,3 por ciento de ciudadanos a favor de estos tratamientos. 

La mayoría de los ciudadanos, un 72,5 por ciento, sin embargo asegura utilizar la pseudociencia como complemento al resto de tratamientos médicos convencionales. Menos que en 2018 cuando eran un 73 por ciento los que combinaban ambas áreas en su recuperación. 

El informe, que aborda el uso de terapias sin evidencia científica, también pone de manifiesto el porcentaje de personas que han recurrido en España a tratamientos alternativos. En concreto, un 23,8 por ciento asegura haber probado la homeopatía o acupuntura, entro otros, para mejorar su salud.

Por tanto, la confianza en la pseudiencia ha experimentado un "crecimiento estadísiticamente significativo" de hasta 4 puntos porcentuales en tan solo dos años, puesto que en 2018 eran un 19,6 por ciento los que afirmaban usa estas pseudiciencias.  

El número de personas que no ha hecho uso de la pseudociencia también ha bajado en este periodo, del 80 al 74,4 por ciento. Es decir, 7 de cada 10 personas en España todavía no han utilizado este tipo de tratamientos sin respaldo científico. 

'Guerra' a las pseudociencias 


El Ministerio de Sanidad, por su parte, continúa con su lucha para proteger la salud frente a estas pseudoterapias. El pasado mes de febrero daba un paso delante con la publicación de los resultados de los informes desarrollados por la Red Española de Agencias de Tecnologías Sanitarias y Prestaciones del SNS (RedETS) como parte del Plan del Gobierno de España para la protección de la salud de las personas frente a las pseudoteriapias. 

Este plan tiene como objetivo proporcionar a la ciudadanía información veraz y rigurosa para poder diferenciar prácticas cuya eficacia para tratar o curar enfermedades ha sido contrastada científicamente frente e otras que no han demostrado esta eficacia, y así mejorar la adopción de decisiones informadas. 

Además, el Ministerio de Universidades finalizó el pasado mes de marzo el borrador definitivo con el que prevé revisar y expulsar los títulos o asignaturas universitarias que no se sustenten sobre una fase científica, como pueden ser las pseudociencias.  



Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.