17 nov 2018 | Actualizado: 19:00

La reversión de La Ribera "bloquea" que 65 empleados pasen a indefinidos

Así lo denuncia el gerente, Javier Palau, que avisa de que estos trabajadores probablemente irán al paro

Javier Palau, gerente del Hospital de La Ribera.
La reversión de La Ribera "bloquea" que 65 empleados pasen a indefinidos
jue 15 marzo 2018. 18.40H
Redacción
Javier Palau, gerente del Hospital de La Ribera, ha lamentado que la consejería de Sanidad haya "bloqueado durante un año" la decisión de Ribera Salud de convertir en indefinidos a 65 trabajadores del centro y ha advertido que estos profesionales "van a acabar en el paro" por la falta de tiempo para que la abogacía de la Generalitat emita su informe.

Palau ha recordado que hace un año que la mercantil, "tal y como establecen la normas impuestas por la Consejería para la reversión",que arranca el próximo mes de abril, solicitó autorización a la Administración para promocionar o consolidar en sus puestos a 65 trabajadores. "Según el convenio colectivo, reunían las condiciones para pasar a ser indefinidos", ha recalcado.

Sin embargo, ha asegurado que "Sanidad no ha autorizado esta condición durante todo este tiempo". Ha explicado que, por ello, el comité de empresa acudió el pasado 6 de marzo al Tribunal de Arbitraje para desbloquear la situación.

Tras dar plazo para entregar más documentación relativa a los procesos, que "fue entregada y firmada tanto por la empresa Ribera Salud como por los miembros del comité", la Consejería, según el gerente de La Ribera, ha estimado que no es suficiente y ha trasladado la decisión a la abogacía de la Generalitat.

Palau ha indicado que, en la actualidad, el 88,63 por ciento de los trabajadores de La Ribera son indefinidos, un porcentaje que, "en virtud a su convenio colectivo, la empresa preveía aumentar hasta el 95 por ciento en 2018, pero que las normas de reversión de la Consejería no han permitido".

El facultativo ha lamentado así que "después de un año en el que la Consejería ha ido ralentizado el proceso con solicitud de abundante información y trabas burocráticas, se descuelga ahora con que va a remitir el asunto a la abogacía para que emita informe". A su juicio, esto implica que "con total seguridad, estos trabajadores van a acabar en el paro pese a que les correspondía su conversión en indefinidos, ya no va a dar tiempo material a que la abogacía emita informe".

Los trabajadores se sienten engañados

Palau también ha criticado que "se comete una gran injusticia con estos trabajadores, ya que la Consejería incumple su compromiso, reiterado incluso en las Cortes Valencianas, de no despedir a ningún trabajador de La Ribera". "No sabemos a qué responde esta actitud de la Administración cuando asegura que hace falta más personal en La Ribera".

De hecho, ha apuntado que, en el caso de que la Consejería hubiera autorizado a Ribera Salud a convertirlos en indefinidos durante el último año, estos trabajadores podrían ser subrogados por la Administración en calidad de personal indefinido a extinguir con la reversión de la gestión sanitaria. "Desde Ribera Salud llevamos un año perdiendo tiempo y recursos en intentar mejorar la situación laboral de nuestros profesionales ante el bloqueo constante al que nos somete la Conselleria de Sanitat", ha concluido.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.