Redacción Médica
17 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 20:10
Autonomías > La Rioja

La Rioja cura al 97% de sus pacientes con hepatitis C

Según la Consejería, el éxito se debe al plan de abordaje que permitió la llegada de fármacos de tercera generación

La gerente de la Consejería, Ana Esther Ruiz Macias.
La Rioja cura al 97% de sus pacientes con hepatitis C
Redacción
Viernes, 28 de julio de 2017, a las 12:20
El 97,72 por ciento de los pacientes con hepatitis C en La Rioja elimina el virus tras el tratamiento con fármacos de tercera generación, según datos ofrecidos por la Consejería de Salud con motivo del Día Mundial contra la Hepatitis. El 2,66 por ciento restante se debe a que ha sido preciso iniciar una nueva terapia, falta de adherencia, suspensión por enfermedad intercurrente y por efectos adversos.

En concreto, desde abril de 2015 ya se han tratado a un total de 866 pacientes, de ellos, 814 con antivirales de acción directa de tercera  generación (Harvoni, Viekirax y Exviera, incluyendo Zepatier y Epclusa, 2 nuevos medicamentos para la Hepatitis C de reciente comercialización), y a 52 con antivirásicos de 2ª generación. El gasto hasta la fecha es, aproximadamente, de 13 millones de euros.

Estos datos muestran que el porcentaje de éxito en el tratamiento sigue aumentando ya que a mediados de 2016, se constaba que un 96,3 por ciento de los pacientes tratados con antivirásicos de 3º generación había eliminado el virus.

Plan de abordaje

El éxito del Plan de abordaje de la hepatitis C en La Rioja se apoya en la implicación del Gobierno de La Rioja, a través de la Consejería de Salud, que asumió la innovación terapéutica que supuso la llegada de estos nuevos medicamentos y apostó porque todas las personas que necesitaran el tratamiento se beneficiaran de él sin otros límites que los meramente clínicos.

Esto permitió que, de manera inmediata a la comercialización de la nueva medicación, se reforzase la colaboración entre Atención Primaria y Especializada para tratar a todos los pacientes ya diagnosticados previamente.

Además, se diagnosticó a los pacientes que siendo portadores de la hepatitis C no habían sido previamente catalogados, es decir, que desconocían su enfermedad. Asimismo, en abril del 2015 se puso en marcha un teléfono para resolver cualquier duda al respecto dentro de Salud Responde, a disposición de toda la población.