Redacción Médica
17 de octubre de 2018 | Actualizado: Martes a las 21:50
Autonomías > Madrid

La Paz atiende a 600 embarazadas al año con distintas enfermedades

Durante el periodo de gestación se pueden desarrollar afecciones neurológicas, infecciosas y autoinmunes.

Hospital La Paz.
La Paz atiende a 600 embarazadas al año con distintas enfermedades
REDACCIÓN
Jueves, 25 de enero de 2018, a las 17:50
El embarazo y el puerperio son los momentos en los que la mujer se encuentra más vulnerable al desarrollo de nuevas enfermedades sobre todo a partir tercer trimestre de embarazo. Así lo ha destacado el Hospital La Paz que atiende a 600 gestantes al año por enfermedades infecciosas, autoinmunes y neurológicas.

Según expone el centro en un comunicado, el embarazo puede "multiplicar por tres" el riesgo de sufrir un ictus según los datos aportados en el primer simposio sobre enfermedades neurológicas y psiquiátricas en embarazo y puerperio que ha acogido el centro este jueves.

Distintos profesionales de los servicios de Neurología, Psiquiatría y Ginecología y Obstetricia han tratado temas como las enfermedades cerebrovasculares, la epilepsia, enfermedades autoinmunes, enfermedades infecciosas del sistema nervioso, trastornos bipolares, depresiones, trastornos de la conducta alimentaria o situaciones de duelo en caso de abortos o fallecimiento del feto, entre otros. Todos ellos abordados desde el punto de vista del embarazo y el periodo de posparto.

Algunos ejemplos

En el caso de las enfermedades cerebrovasculares y el embarazo, se observa que el riesgo de sufrir un ictus se multiplica en las gestantes. Se dan aproximadamente 30 casos por cada 100.000 mujeres embarazadas, de las cuales un 22 por ciento tienen secuelas incapacitantes de por vida.

Además, supone el 12 por ciento de las muertes durante el embarazo. Los especialistas han advertido de que “el uso no justificado de fármacos antiagregantes junto a anticoagulantes podría además influir en un mayor aumento en la incidencia de ictus hemorrágicos”.

Desde Ginecología se deben vigilar los estados de hipertensión durante la gestación, como la preeclamsia que se da en un 8 por ciento de los embarazos y que, su forma más grave produce convulsiones. La actividad multidisciplinar también es "esencial" para el seguimiento de las mujeres con epilepsia para evitar anomalías fetales y complicaciones en el embarazo.

Por otro lado, el bienestar psíquico de la madre y la prevención de descompensaciones psiquiátricas son "fundamentales" en el abordarje de los embarazos y por ello se debe explorar "sistemáticamente" a las mujeres que presenten antecedentes o aparición de trastornos psiquiátricos durante el embarazo o el posparto.

Unidad de Embarazo de Alto Riesgo

El centro cuenta, además, con una Unidad de Embarazo de Alto Riesgo para el control de las gestaciones que ponen a la madre, al feto o a ambos en un riesgo más alto de lo normal de desarrollar complicaciones durante el embarazo, el parto o el postparto. Esta unidad está formada por profesionales de 14 servicios distintos del hospital y dividida en consultas monográficas con un alto grado de especialización.