Redacción Médica
23 de septiembre de 2018 | Actualizado: Domingo a las 18:00
Autonomías > Madrid

Aumentan un 31% los madrileños registrados para ser donantes de médula ósea

El total de registros asciende a 30.296, cuatro veces más que en 2012, y repuntó a raíz del caso de Pablo Ráez

Cenntro de Transfusión de la Comunidad de Madrid.
Aumentan un 31% los madrileños registrados para ser donantes de médula ósea
Redacción
Miércoles, 01 de marzo de 2017, a las 12:40
El número de personas registradas para ser donantes de médula ósea en la Comunidad de Madrid aumentó de manera muy significativa el pasado año. Son casi 6.000 (exactamente 5.899) las incorporadas al Redmo (Registro Español de Donantes de Médula ósea) desde el Centro de Transfusión.
 
Este dato supone un 31 por ciento más que los obtenidos durante el año 2015 (4.498) y un 70 por ciento  más del objetivo encomendado en el Plan Nacional de Donación de Médula Ósea (3.470). Hay que destacar el aumento progresivo de las personas que se registran para ser donantes de médula en la Comunidad de Madrid.
 
Con respecto a 2012, la cifra anual se ha cuadriplicado, pasando de 1.473 a 5.899, y el total de registros ha crecido casi un 130 por ciento, pasando de 13.193 a 30.296 (dato a diciembre de 2016). De hecho, y si exceptuamos la subida del primer año de aplicación del Plan Nacional de Médula Ósea (2013), cuyo impulso significó doblar los registrados con respecto a 2012, la cifra de 2016, con un 31 por ciento, supone el mayor incremento anual hasta el momento. Los años anteriores ha oscilado entre un 20 y un 23 por ciento.
 
En cuanto a las donaciones efectivas, es decir aquellas personas que ya han sido llamadas para donar médula tras encontrarse compatibilidad con un enfermo necesitado de trasplante, Madrid sigue estando a la cabeza. De las 107 personas que durante 2016 donaron médula ósea en toda España, 32, el 30%, procedían del registro madrileño.
 
Incremento a raíz del caso de Pablo Ráez
 
En Madrid, el aumento registrado en 2016 se produjo fundamentalmente a partir de septiembre, coincidiendo con la difusión de mensajes de Pablo Ráez. Sólo desde su fallecimiento se han recibido otras mil solicitudes más de madrileños que desean registrarse para ser donantes.
 
En este sentido, el Centro de Transfusión quiere transmitirles, que todas las solicitudes van a ser atendidas, que se informen bien y que sepan que una vez que se registran pueden pasar años hasta que aparezca una persona necesitada de un trasplante con la que sean compatibles y, sobre todo, que la donación de médula es un compromiso a largo plazo.